Una guía para conocer mejor cómo actuar ante casos de ronquera o disfonía

disfonia

La disfonía (también conocida como ronquera) es un trastorno que afecta a gran cantidad de personas, según datos aportados por la Academia Estadounidense de Otorrinolaringología, un 6,6 por ciento de la población y uno de cada tres individuos lo sufrirá a lo largo de su vida.

Lo cierto es que hay muchas dudas con respecto a este problema y a cómo actuar frente a él, por tal motivo, dicha academia en conjunto con la Fundación de Cirugía de Cuello (AAO-HNSF, sus siglas en inglés) han elaborado una guía de actuación ante casos de ronqueras.

El objetivo de este documento, que salió recientemente publicado en la revista especializada Otolaryngology-Head and Neck Surgery, es ayudar al personal sanitario a diagnosticar y a tratar a pacientes que sufren de disfonía.

Sin dudas, este trastorno puede tener un impacto significativo en la vida del paciente, ya que le afecta en primer término su capacidad de comunicarse, lo que puede conllevar además a absentismo laboral, aislamiento social e, incluso, en casos extremos a un cuadro de depresión.

Un dato a tener en cuenta es que esta afección vocal afecta en su mayoría a mujeres: las féminas son hasta un 50 por ciento más proclives a padecerla que los hombres. Según Faustino Núñez Batalla, especialista del Hospital Universitario Central de Asturias y Presidente de la Comisión de Foniatría de la Sociedad Española de Otorrinolaringología (SEORL), este hecho se debe a las características anatómicas de la laringe femenina.

Asimismo, los niños -en especial de entre 8 y 14 años-, los ancianos y quiénes usan su voz como instrumento de trabajo, son más sensibles a sufrir disfonías. Si bien se trata de una problemática frecuente, la gran mayoría de la población desconoce sus causas y su tratamiento.

En los Estados Unidos, por ejemplo, una encuesta realizada reveló que casi la mitad de los adultos no conocía el hecho de que la ronquera persistente puede llegar a ser un síntoma de cáncer. Así también, según otras estadísticas, sólo un 5,6 por ciento de quiénes la sufren consultan con el médico.

Con respecto a la guía recientemente publicada, pues en principio, se rescata que en su gran mayoría estos trastornos son originados por causas benignas y se curan por sí solas. De cualquier modo, los profesionales siempre deberían considerar la posibilidad de que exista algún otro problema subyacente, que puede ir desde unos efectos secundarios por medicamentos hasta un tumor en la laringe.

Por tal motivo, la guía recomienda que ante un caso de ronquera persistente o ante la menor duda, el uso de la laringoscopia para poder ver y estudiar la laringe y cuerdas vocales, la cual debe ser la primera prueba diagnóstica, ante cualquier otra.

Otra salvedad que hace el documento es que los medicamentos antirreflujo no deben recetarse a no ser que se esté seguro de que la disfonía se debe a reflujo gastroesofágico.

La foniatría, por su parte, es reconocida como una terapia adecuada para tratar este problema y apta para cualquier edad, sin embargo, se advierte que es necesario previamente realizar una laringoscopia.

Finalmente, la guía aclara que si bien la cirugía no es un tratamiento principal, si puede ser indicada en casos de cáncer, tumores o un movimiento o tono anormal de las cuerdas vocales.

En cuanto a las medidas que se pueden tomar para reducir el riesgo de sufrir de ronquera se menciona una correcta hidratación, el evitar productos irritantes (humo de tabaco, por caso) y entrenar la voz para saber como emplearla.

Vía Elmundo.es

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz