Tres mitos extendidos sobre el adelgazar

Mitos sobre la salud o el estar en forma hay muchos, como casi en cualquier tema o materia de la vida. Si de adelgazar se trata también se podrán encontrar falsas creencias que pueden terminar haciendo perder la confianza a las personas que están en pleno plan de perder el peso de más o, incluso, causándoles pequeños trastornos.

En este post compartamos tres de los mitos que pululan por ahí en la web o que también forma parte del acerbo popular.

El ejercicio aumenta el apetito y me hará comer de más“. Si bien desde una primera mirada, la afirmación no es infundada, ya que al hacer ejercicio el cuerpo gasta más energía y puede responder con un poco de más hambre, lo cierto es que en el balance general, el hacer actividad traerá en este sentido más beneficios con la quema calórica que hambre voraz.

Las calorías que quemamos durante la actividad física serán mayores a las que se puedan ingerir a través de una comida posterior para “recuperarnos”.

Además, vale mencionar que un mayor apetito aparecerá, en especial, cuando se realiza ejercicio de fuerza, y no tanto en el aeróbico.

Lo que importa es consumir pocas calorías, sin fijarse a través de cuáles alimentos se incorporan“. Otro error extendido y, ciertamente, peligroso. En principio, no hay que perder la perspectiva de que el objetivo de la alimentación es, en primer lugar, la nutrición.

Entonces, si se ingieren, por caso, 1700 calorías, claro que importará la calidad de los alimentos: no será lo mismo ésa cantidad de calorías de proteínas saludables, frutas y verduras, e hidratos que si se basa en su mayor parte en grasas y azúcares refinados.

Además, tampoco hay que olvidar que el organismo para metabolizar las proteínas consume más energía en comparación con los azúcares y grasas, los cuales además no tienen prácticamente valor nutritivo. Las frutas y verduras, además de vitaminas y minerales también proporcionarán mayor sensación de saciedad gracias a su alto nivel de agua y fibra.

Caminar no ayuda a adelgazar, será necesario correr o trotar“. Si se trata de un paciente con alto nivel de sobrepeso, obeso, la recomendación sería para comenzar, más bien, lo contrario.

Correr, en estos casos, puede ser algo agresivo y traumático para las articulaciones. Para un obeso y sedentario, nada mejor que comenzar con caminatas para quemar calorías y entrar en actividad, e ir incrementando, gradualmente, la duración e intensidad.

Vía Vitonica

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

1 Comentario on "Tres mitos extendidos sobre el adelgazar"

avatar

Ordenar por:   Nuevos | Antiguos | Más Votados
Masnutridos
Invitado
Masnutridos
7 año 2 meses atrás

Es cierto, mucha gente debería concienciarse mejor de la importancia que tiene saber equilibrar una dieta y combinarla con el ejercicio. Nuestra salud depende de ello.

Un saludo.

wpDiscuz