Trastornos secundarios en el embarazo e ideas naturales para reducirlos

 embarazo

Si bien un embarazo es una etapa maravillosa en la vida de una mujer, ya que significa no sólo la gestación de una nueva vida sino que también conforma el momento previo a la llegada de un hijo, y es una experiencia sin dudas, única, hay varios trastornos propios de este período que pueden hacer del embarazo un tiempo de molestias varias e, incluso, de dolores.

Por suerte, siempre hay alternativas naturales a las que una futura mamá puede acudir para tratar de reducir estos tragos amargos y poder disfrutar más de la magia de ser mamá.

Aunque no todas las mujeres son iguales, y no todas sufren grandes molestias durante la gestación, algunas de ellas sí las deben padecer en forma, y para ellas van estos consejos naturales para contrarrestar los trastornos secundarios de un embarazo.

Pero bien, antes veamos cuáles suelen ser las molestias más comunes en esta época de una mujer. Es posible que, en principio, se sufra de nauseas y vómitos, de estreñimiento, así como de dolores en la espalda y/o en las piernas.

También es común que las mujeres embarazadas tengan mayor retención de líquidos lo que le puede provocar aún mayor molestia en las piernas, tobillos y articulaciones, y sensación de pesadez.

El insomnio suele ser otro trastorno que se presenta durante la “dulce espera”, así como una mayor ansiedad y cansancio. Las várices y hemorroides también pueden aparecer en este periodo de gestación, y una sensación de tensión en los pechos tampoco es inusual en las futuras mamás.

Bien, ¿qué se puede hacer entonces para disminuir estas molestias? Si bien estas son alternativas naturales, siempre es preferible que se consulte con el médico, para evitar otros problemas, ya que además recordemos que durante el embarazo el organismo se torna aún más sensible.

Para los casos de insomnio, recuerda que la lavanda es lo más indicado: unas gotas de esta esencia floral en la almohada antes de acostarse y seguro se logrará mejor conciliar el sueño, y descansar mejor. Otro relajante natural es la flor de Azahar, la cual se puede tomar como infusión antes de irse a dormir.

Si se sufre de mayor retención de líquidos se puede acudir a la ayuda de la ortiga, además aporta minerales como el calcio.

En caso de molestias intestinales, un jugo de aloe vera, o sino para los vómitos y nauseas, se recomienda la melisa y el jengibre.

¿Hemorroides? Un baño de asiento con una infusión tibia de Cola de Caballo, hojas de Nogal u hojas de rabo de Gato.

Vía Enbuenasmanos

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz