Seis maneras de “cortar” calorías en tu dieta

cortar calorías en dieta

En los Estados Unidos, sobre todo, al ser uno de los países en los cuales mayor índice de obesidad hay se está dando cada vez más un fenómeno bastante particular que la revista Reader´s Digst denominó American Paradox -Paradoja Americana- que no es más que la curiosa forma inversamente proporcional que se da entre las dietas de los norteamericanos y su peso corporal: su dieta disminuye y sus balanzas siguen marcando cada vez cifras mayores.

La explicación que hallaron a este problema es que aunque sí se recorte la cantidad de grasas consumidas en los platos que se elijen las porciones siguen siendo excesivas.

Por este motivo, esta publicación ha dado a conocer un listado con algunos consejos para “cortar” calorías de la dieta -que bien pueden ser útiles para todos, no sólo para los norteamericanos-. Recordemos que para perder peso la clave están en las calorías que consumamos…

Mantén la comida fuera de la mesa. Sirve lo que vayas a comer en un plato y llévalo a la mesa. Nada de fuentes ni bandejas directamente, así estarás “obligándote” a consumir lo que te serviste y nada más.

No comas de los paquetes o envoltorios. Una de las peores maneras de perder la cuenta de cuánto se come es hacerlo directamente desde los envases. Procura sacar de antemano la cantidad de galletas, bizcochos o el alimento que sea que vas a comer y así podrás llevar un registro exacto de lo que entrara por tu boca.

Disminuye tus platos. Si usas recipientes más pequeños para apartar tus porciones, mejor. Además comer porciones más pequeñas es siempre mejor que una sola y más grande, del primer modo se tiene una mayor sensación de que se ha comido más.

Come despacio. Tómate tu tiempo para llevar el tenedor a tu boca, para beber un sorbo de tu líquido, etc. y una vez hayas terminado tu plato, espera veinte minutos (este es aproximadamente el tiempo que lleva al cerebro registrar que el estómago ya está lleno).

Trabaja para tu comida. Elabora platos que te lleven su tiempo y algo de energía. Elige una naranja que tengas que quitarle la cáscara, por ejemplo, y verás como te ayudará a calmar la ansiedad.

No estés siempre en la cocina. Si estás en el living, por ejemplo, no te será tan fácil llegar a la comida, si vas a mantener una conversación fuera del horario de comida, mejor será que elijas otra dependencia para hacerlo así no te verás tentado en picotear entre horas.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz