Aceptar
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de Cookies.
Estudio vincula mayor grasa abdominal con pérdida ósea en mujeres adultas

Estudio vincula mayor grasa abdominal con pérdida ósea en mujeres adultas

Estudio vincula mayor grasa abdominal con pérdida ósea en mujeres adultas

Un nuevo estudio alertó que el exceso de grasa abdominal puede dañar la salud ósea: según explicó Miriam Bredella, del Hospital General de Massachussets, este tipo de adiposidad debería empezar a ser incluida como "un factor de riesgo de la osteoporosis y la pérdida ósea".

Recordemos que la obesidad se asocia a muchos trastornos de salud, a enfermedades cardiovasculares, diabetes, colesterol elevado, asma, enfermedades articulares, entre otros.

En este sentido, los autores primero aclararon que no todos los tipos de grasa son iguales: la subcutánea es la que se localiza bajo la piel y la visceral o intra - abdominal se ubica bajo el tejido muscular en el abdomen.

La grasa visceral excesiva se considera particularmente peligrosa debido a que varios estudios la han asociado con un mayor riesgo de enfermedad cardiaca.

Este grupo de expertos comenzó por evaluar el primer tipo de grasa, para seguir por la visceral -además de la de la médula ósea- y luego midieron la densidad mineral ósea en unas 50 mujeres premenopausicas con un IMC medio de 30.

De manera general, y tras exhaustivo análisis, los investigadores pudieron determinar que las mujeres que presentaban más grasa visceral también tenían una mayor grasa en el médula y menor densidad mineral ósea.

Sin embargo, esta relación no se pudo comprobar en relación con la grasa subcutánea o la grasa total.

"Nuestros resultados mostraron que tener mucha grasa en la tripa es más perjudicial para la salud ósea que tener más grasa superficial o en las caderas", explicó Bredella.

A  modo de conclusión, la investigadora recordó entonces que un exceso de grasa en el abdomen es factor de riesgo tanto par ala enfermedad cardíaca y la diabetes como para la pérdida de hueso. Esta última vinculación sería especialmente sensible en el caso de las mujeres, el próximo paso de los investigadores es analizarla en los hombres.

Vía Europapress

Si te ha gustado compártela con tus amigos

Anímate y déjanos tu comentario