Recordar el pasado con dolor, puede empeorar la salud

Ya se sabe que el ser humano es un ser integral, y que su salud no sólo se puede ver afectada por factores externos sino también, y sobre todo, internos. La actitud de las personas ante las distintas situaciones críticas de su vida puede ser en este sentido crucial.

Pero además, según un trabajo realizado por un grupo de expertos de la Universidad de Granada (España), el recordar el pasado de una manera negativa y dolorosa empeora la salud.

De acuerdo a nuestro estudio, la dimensión que más influencia tiene es la percepción del pasado. Una mirada negativa de lo que ya sucedió se asocia a indicadores de salud más bajos“, detalló Cristián Oyanadel, autor del estudio en cuestión.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores trabajaron con 50 personas adultas, con edades comprendidas entre los 20 y 70 años. Se sometió a cada participante a un cuestionario para evaluar su actitud con respecto al pasado, presente y futuro. Al mismo tiempo, se les evaluó su calidad de vida y su estado de salud física y mental.

Así se pudo observar cómo el mirar con pesimismo cualquier momento de la vida afectaba el bienestar general de los voluntarios, y que los que guardaban resentimiento o recordaban los problemas con dolor, tenían menor calidad de vida y, en el su mayoría, problemas de salud.

Estas personas encontraban, entre otros puntos, muy difícil el realizar actividad física y presentaban mayores limitaciones físicas para realizar su trabajo, además, se quejaron de percibir más dolor físico y presentaban un mayor riesgo de enfermarse.

Además, demostraron ser proclives “a ser depresivos, ansiosos” y a “presentar cambios en su conducta“, añadió Oyanadel.

El especialista, sin embargo, también indicó que las personas demasiado ausentes del presente, que se enfocan mucho en el futuro, tampoco parecen ser los más equilibrados, ya que “ponen sus objetivos personales adelante de todo, se olvidan de vivir sus experiencias placenteras y no se conectan con sus momentos positivos del pasado. Esto no afecta su salud física y mental pero tienen una menor calidad de vida”, sostuvo el autor.

El perfil equilibrado es el ideal ya que estas personas logran una actitud saludable en las tres zonas temporales. Son individuos que aprenden positivamente de sus experiencias pasadas. Están enfocadas en conseguir sus objetivos a futuro y exigen mucho de sí mismos, pero no dejan de prestar atención a sus emociones y viven experiencias placenteras”, aseguró Oyanadel.

Pero además, estos sujetos son los más sanos y fuertes físicamente, al tiempo que demostraron una mejor salud mental, menos posibilidades de enfermarse y estar menos afectados por el dolor corporal.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz