Otros usos y aplicaciones de la albahaca

La albahaca es una de las plantas aromáticas más fragantes y atractivas que hay, pero además de ser un aliado de primer orden en la cocina, también destaca por sus múltiples beneficios, por caso, posee una sustancia que inhibe los efectos de las distintas enzimas que causan inflamación estomacal, de aquí que sea adecuada para las personas que sufren de trastornos digestivos, o incluso de flatulencias e indigestiones.

Tanto las hojas frescas como el aceite de albahaca son buenas para el sistema inmune, ya que poseen propiedades antibacterianas, por lo que es de utilidad para combatir infecciones en el organismo. Se puede aplicar directamente sobre lesiones para contrarrestar la acción de cualquier tipo de agente patógeno, incluidos hongos y bacterias.

Esta planta posee asimismo propiedades antibióticas: elimina un amplio espectro de bacterias, de aquí su poder contra las infecciones.

También es una aliada contra el cáncer: se le adjudican propiedades antioxidantes que ayudan contra los radicales libres y, en consecuencia, previenen el envejecimiento celular y la aparición de ciertos tipos de desórdenes tumorales.

Contiene flavonoides y es una buena fuente de betacarotenos, reconocidos agentes que protegen al organismo de los procesos de oxidación.

Esta capacidad antioxidante la hace ser además un alimento beneficioso para la prevención de trastornos cardiovasculares y un agente de protección del corazón y del sistema circulatorio, ya que reduce la oxidación del colesterol en el torrente sanguíneo.

Así también, la albahaca aporta niveles significativos de magnesio, nutriente esencial para la salud del sistema cardiovascular, ya que relaja los músculos y las venas permitiendo un mejor flujo sanguíneo y, por consiguiente, un ritmo regular del corazón.

Otra aplicación de esta planta es como antifebril: de ayuda para controlar la temperatura elevada, se recomienda hervir algunas hojas con cardamono y, luego, añadirle leche y azúcar. Colar y beber un poco de esta preparación cada dos o tres horas.

Otro uso no muy difundido es como antiestrés: bastará tomar 12 hojas y mascarlas dos veces por día. Además de relajar el sistema nervioso, ayudará a desintoxicar el organismo y, por ende, a prevenir enfermedades.

Finalmente, te compartimos un remedio natural para el dolor de cabeza: preparar una decocción con hojas de albahaca frescas, dejar hervir hasta que el líquido se reduzcca a la mitad y tomar dos cucharadas de este brebaje con agua cada una hora.

 

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz