Otitis: cómo evitarla y tratamiento

Otitis: cómo evitarla y tratamiento 1

Si bien la otitis no es grave, sí es muy dolorosa, y habrá que tratarla. La otitis media es común en los más pequeños, ya que las congestiones y mucosidad pueden alcanzar el oído y producir infección. También está la llamada “otitis del nadador” que se da más en el verano, y es la externa.

Esta última se origina por cambios en el pH de la piel, que por el exceso de humedad se origina una alteración de las bacterias y hongos que habitan en el mismo oído, y lleva a una infección. El dolor intenso que se produce se denomina otalgia, y la inflamación, en caso de no ceder, puede llegar a cerrar el conducto auditivo.

Como es de suponer, las personas con mayor riesgo de sufrir una otitis externa son los que pasan muchas horas en un medio acuático, como nadadores o similares. También en verano, con las piscinas y el mar, los casos de otitis se incrementan.

También se encuentran entre el grupo de mayor riesgo, aquellas personas que tienen la piel más sensible y frágil, como puede ser el caso de los diabéticos.

Cómo prevenir la otitis externa

Usar alcohol boricado: una forma de prevención es el aplicar alcohol boricado (esto es, alcohol más ácido bórico), que se puede adquirir en la farmacia (con receta médica). Este tipo de alcohol ayuda a secar la piel del oído si se ha estado mucho tiempo bajo el agua, al tiempo que previene las infecciones.

Limpiar con cuidado los oídos: habrá que secarlos con cuidado y no limpiar en demasía, no hay que olvidar que la cera actúa como protección natural: alrededor del conducto auditivo hay una fina película de cera protectora que si se quita puede favorecer el desarrollo de infecciones.

Evitar los baños en aguas contaminadas: si se sabe que algún lugar en específico puede tener aguas no limpias (piscina, estuario, etc.) evitar darse un baño allí.

No se recomienda el uso de tapones: supone introducir un objeto dentro del conducto auditivo lo que puede provocar pequeñas lesiones y posteriores problemas. Sólo se recomienda cuando el paciente presenta infecciones repetidas.

Agua en el oído: si tras un baño en el mar o la piscina se queda de forma habitual agua en el oído, habrá que acudir al especialista porque puede existir un tapón de cera que haya que eliminar. Si no se acude al médico esta presencia habitual de agua en el oído puede promover también una infección.

Tratamiento de la otitis

El tratamiento de la otitis consiste en el uso de fármacos antiinflamatorios y gotas tópicas con antibióticos. Si se evita el contacto con el agua y no se toca el oído, muchas de las otitis externas se pueden curar por sí solas en unos 10 o 12 días.

Si se hace necesario el médico, el dolor se controla en 3 o 4 días y la inflamación en alrededor de una semana. Tras una primera infección la piel no vuelve a la normalidad hasta pasado un tiempo por lo que hay que evitar el contacto con el agua.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz