Nuevo estudio advierte sobre los daños del consumo de azúcar

azucarera

Hace tiempo que se sabe que el azúcar refinada no es un buen aliado de la salud, y que su consumo debería ser el mínimo posible. Una nueva serie de estudios norteamericanos cuyos resultados se publicaron en la revista especializada ‘Nature Communications‘ alerta sobre los efectos de este endulzante, el más utilizado a nivel global.

Nuestros resultados ofrecen evidencia de que consumir azúcar a niveles actualmente considerados seguros ejerce un impacto espectacular en la salud de los mamíferos“, indicó al respecto uno de los investigadores, Wayne Potts, profesor de Biología de la Universidad de Utah.

Según las investigaciones realizadas en animales, una dieta con un 25 por ciento de azúcar añadida (12,5 por ciento de dextrosa y un 12,5  por ciento de fructosa) es suficiente para perjudicar la salud, y no sólo en cuestiones metabólicas, sino también en su fertilidad.

Aún peor, James Ruff, otro de los investigadores participantes, indicó que hasta “unos niveles de azúcar consumidos habitualmente por la población -y considerados seguros por las agencias reguladoras- deterioran la salud“.

El estudio contó con la financiación de los Institutos Nacionales de Salud y la Fundación Nacional de la Ciencia de Estados Unidos y se basó en alimentar a roedores con una dieta de trigo, maíz y soja, en la que un cuarto de las calorías provenía de azúcares añadidos (el equivalente a lo que puede consumir una persona con una dieta que incluya un promedio de tres latas a refrescos azucarados).

A las 32 semanas, los investigadores comprobaron que el 35 por ciento de las hembras que habían sido alimentadas con una cantidad extra de azúcar había muerto, el doble de lo registrado en un grupo control. No obstante, no se observó una diferencia en la mortalidad de los machos. Lo que sí se comprobó fue que los primeros tuvieron una tasa de descendencia un 25 por ciento menor.

Te puedes preguntar por qué no se ha descubierto esto hace 20 años. La respuesta es que hasta ahora, no teníamos un test funcional, amplio y sensible para escanear las potenciales sustancias tóxicas que están siendo puestas en el entorno o en nuestros fármacos o alimentos“, concluyó Potts quien asegura que el método utilizado en este estudio puede ser útil para evaluar el efecto de otras sustancias en el organismo.

Lo cierto es que en los últimos 5o años el consumo de azúcar se ha triplicado en los Estados Unidos, sobre todo el que procede del jarabe de maíz, utilizado para endulzar bebidas, salsas y otros productos industriales.

Aunque en España la ingesta de esta sustancia es menor, en los últimos años su consumo se ha incrementado un 20 por ciento, según datos de un estudio de la Universidad Autónoma de Barcelona.

Un dato preocupante para muchos expertos ya que tanto la obesidad como las enfermedades relacionadas con el sobrepeso están aumentando en nuestro país, sobre todo entre la población infantil donde el 26 por ciento tiene exceso de peso y un 19 por ciento sufre de obesidad. La diabetes tipo 2 es uno de los mayores riesgos, cuya tendencia va en claro aumento.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz