Neofobia: rechazo a las comidas nuevas, qué hacer para evitarlo en los niños

boy and vegetables

Es posible que si tienes niños pequeños (o sobrinos o cualquier otro pequeño allegado) hayas pasado por la experiencia en la cual quieres darle de comer algún alimento, que tú sabes es saludable, nutritivo y beneficioso para él/ella, y que hayas fracasado en tu intento, ya que el pequeño se negó rotundamente.

Esta “aversión” a los alimentos nuevos se la conoce como “neofobia”, en realidad, el término significa, de manera general, “miedo a lo nuevo”, pero se lo emplea también para estos casos.

Este rechazo a los alimentos desconocidos, la Neofobia, fue descripta por un psicólogo norteamericano, William James, quién apuntó que se caracteriza por el miedo o rechazo a aquello que se desconoce. En relación con la alimentación, señaló que es muy frecuente durante los primeros años de vida: los niños no quieren, rechazan, salir de los hábitos alimenticios que ya conocen.

“La neofobia en los niños es una de las principales causas de inapetencia. Frente a esta situación, los padres deben procurar en primer lugar no forzar al chico a que coma determinado alimento, y en segundo término, probar la incorporación de éste progresivamente y cada tanto”, explicó Valeria Hirschler, médica pediatra integrante del servicio de Nutrición del Hospital Durand de la ciudad de Buenos Aires, en la Argentina.

“Si lo que se quiere lograr es que un chico adopte determinado grupo de comidas o un alimento en particular -prosiguió Hirschler-, lo primero que hay que hacer es buscar formas de presentación novedosas, llamativas, coloridas y atractivas; y en segundo lugar evitar cualquier asociación entre el alimento en cuestión y situaciones traumáticas como puede ser un vómito o una enfermedad.”

Por este último motivo, también se debe prestar cuidado a que la temperatura del alimento que le estemos dando sea la adecuada: si está demasiada caliente y el niño se quema a causa de él, luego será más difícil que vuelva a acceder a comerla.

Otra de las claves que pueden ser de utilidad en estos casos es el ejemplo: es especialmente relevante que los padres no sólo insistan con la adopción de determinados alimentos, sino que además ellos mismos los coman, demostrando a sus pequeños que son “seguros” y agradables, evitando, por todos los medios, expresar cualquier tipo de disgusto y desagrado.

Vía Yahoo.com.ar

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz