Mascarillas naturales contra la flacidez de la piel

Mascarillas naturales contra la flacidez de la piel 1

La piel va perdiendo firmeza a medida que los años pasan, y otros factores también como el engordar y adelgazar, pueden hacer que vaya adquiriendo más flacidez. Si bien se va produciendo en todas partes del cuerpo, algunas como los brazos y debajo de la mandíbula son más propensas.

Aunque es un proceso natural difícil de contrarrestar, hay ciertas recetas caseras y naturales que pueden ayudar contra la piel flácida. Toma nota de estas sugerencias que compartimos con ustedes en este post de Vitadelia.

Mascarilla de clara de huevo

La clara de huevo es uno de los ingredientes naturales más conocidos para mejorar la piel y evitar las arrugas: solo debes mezclar una clara de huevo con una cucharada de aceite de tomillo y aplicar la mascarilla resultante sobre el rostro o la zona a tratar.

El huevo estimula la producción de colágeno y el aceite de tomillo ayuda a rehidratar la piel. Una combinación que resulta muy potente.

Mascarilla de plátano

Otra alternativa para reafirmar la piel e hidratar es preparar una mascarilla hecha con el puré de un plátano maduro, una cucharada de miel y una cucharadita de aceite de oliva. Otro de sus beneficios es que ayuda a bloquear la humedad y a regular la producción de sebo.

Pasta de cúrcuma y agua

Realiza una pasta de cúrcuma con agua y aplica con cuidado y de forma uniforme sobre el cutis. Deja secar durante 15 minutos y lava luego con agua fría. Es un remedio casero que ayuda a la piel a recuperar su elasticidad natural, sobre todo, si se tiene constancia y se repite varias veces por semana.

Mascarilla de fresa y yogurt

Machaca unas fresas, añade unas cucharadas de yogurt y mezcla hasta hacer una pasta lo más homogénea posible, como para aplicarla sobre el rostro. Deja actuar unos minutos y lava con agua templada. Es una combinación que actúa como un buen tonificador y que favorece que la piel flácida se reafirme. Además, mejora la circulación sanguínea y aporta un aspecto más fresco a la cara.

Zumo de tomate

El tomate, gracias a sus compuestos naturales, favorece la firmeza de la piel, al tiempo que reduce los poros dilatados y deja la piel más bella y brillante. Solo deberás exprimir el zumo de un tomate fresco y aplicar sobre la superficie de la piel, con un movimiento circular ligero. Aplica masajes por cinco minutos y luego lava con agua fría.

Máscara de sándalo

Debes realizar una pasta de sándalo puro con agua y con el resultante exfoliar la piel, ejerciendo cierta presión. Te servirá para devolverle su aspecto brillante natural. El sándalo es uno de los más beneficiosos tratamientos naturales, ya que ayuda a eliminar el acné, las manchas, la piel grasa, el sudor, entre otros.

En lugar de comprar el polvo de sándalo, se recomienda directamente frotar el palo contra un mortero sólido o una superficie áspera con agua para hacer la pasta.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz