Más ideas para disminuir el estrés

pecera-redonda

El estrés es, casi podría decrise, uno de los trastornos modernos por antonomasia: el ritmo de vida actual, las obligaciones y presiones, los problemas en el trabajo, la casa, etc.,  pueden terminar minando nuestro bienestar si no ponemos un coto y buscamos bajar los decibeles.

Además, ¿sabías que si estás intentando bajar el peso excedente y tienes dificultades para lograrlo, quizá sea el estrés una de las causas? Es que no sólo te puede impulsar a comer de más, sino también porque el cortisol (la hormona del estrés) está relacionada con el almacenamiento de la grasa.

Si bien no es una relación necesaria, sí se ha comprobado en varios casos que el aumento de está hormona en sangre (que se produce en momentos de mayor estrés) puede incrementar el riesgo de almacenar grasa y, en especial, en la zona abdominal, la más peligrosa desde el punto de vista de la salud cardiovascular.

Bien, si eres de quiénes están pasando por momentos de gran tensión, veamos algunas ideas más para tratar de relajarse, aminorar la marcha (sobre todo mental) y prevenir consecuencias nefastas sobre la salud (una de ellas, podría ser mayor peso corporal, pero hay muchas más).

*Ver una pecera. Sí, por más extraño que suene, se sabe que observar un entorno acuático como el de una pecera (con o sin peces en su interior) puede ser de ayuda para normalizar la presión arterial y reducir el nivel de estrés. Incluso mirar un DVD o salvapantallas con fondos marinos puede ser muy reconfortante.

*La aromaterapia. Ideal para bajar los niveles de estrés. Existen una gran cantidad de alternativas de fragancias en aceites esenciales, todos ellos provenientes de aromas de la naturaleza que pueden ser de gran ayuda en este tipo de situaciones. Maderas, pétalos de flores, hojas, raíces, etc., emanan aromas que tienen un impacto beneficioso y potente sobre nuestro organismo a través del sistema límbico, que llega de inmediato a nuestro cerebro y le otorga una sensación de bienestar y relax, tanto psicólogico como emocional. Un consejo: siempre elige fragancias naturales y nunca sintéticas: lavanda, rosas, jazmín, geranios, fresias, entre otras.

*Una última idea para quiénes vivan en entornos marítimos: mira las olas romper. Observar las olas romper, y en especial las partículas que se desperdigan en ése momento en concreto, puede ser una experiencia muy relajante también.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz