Manchas en la piel: la culpa no es del sol, sino tuya

sol-manchas-piel

El sol suele dejar mancha en tus manos, escote, rostro y hombros, estas son las zonas que más sufren los efectos de las radiaciones solares. A medida que el bronceado va desapareciendo, las manchas se hacen más evidentes.

La prevención es un factor fundamental para evitar estos procesos de hiperpigmentación de la piel. Estos son algunos consejos para que evites concurrir al dermatólogo por un tratamiento para las manchas que te dejó una mala exposición al sol.

• No exponerse demasiadas horas al sol y usar un protector solar adecuado son los mejores métodos para evitar este indeseado problema.

• La acumulación de radiación solar, cuando la piel ya ha tomado más sol del que tolera, es lo que provoca manchas. La radiación ultravioleta se acumula, por lo que, con el paso de los años, te arrepentirás de no haberte cuidado de joven.

• Si se consigue eliminar las existentes, es seguro que, si se continúa la exposición inadecuada al sol, aparecerán otras nuevas.

Pasos para seguir si ya te han salido manchas

Utiliza cremas despigmentantes por la noche, su uso será de forma gradual para evitar irritar la piel en exceso. El uso de cremas con agentes blanqueadores como la hidroquinona, que ralentiza la producción de melanina en el interior del melanocito, contribuye a aclarar las manchas y da mayor luminosidad a la tez. Sin embargo, no es seguro que las manchas se esfumen del todo.

El ácido kójico es un activo que inhibe la producción de tirosina, directamente relacionada con la producción de melanina, y, por tanto, con la aparición de nuevas manchas, por lo que se usa en productos y técnicas despigmentantes. Dado que es muy irritante, suele usarse en concentraciones muy bajas y, sobre todo, en tratamientos farmacéuticos o médicos.

Lo más importante es la constancia en el uso de cualquier crema que elijas. Si interrumpes el tratamiento, se desvanecerán todos los resultados logrados.

Portección solar: no la olvides

No olvides utilizar siempre una crema con factor de protección 15 como mínimo para mantener tu piel a salvo de los rayos dañinos del sol. Este es uno de los puntos más importantes, no esperes a ir a la playa para recordar usar protector solar, tu piel te lo agradecerá.

Vía: hola.com

Compartir en Google Plus

Acerca de Daniela Deicas

Comunicadora social, periodista, trabajadora en varios rubros, redactora por naturaleza... Siempre buscando más, de eso se trata.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz