Las alergias e intolerancias a los alimentos, un problema presente también en España

Las alergias e intolerancias a los alimentos, un problema presente también en España 1

Las intolerancias y alergias alimentarias son muy frecuentes, de hecho, en España se calcula que hay tres millones de personas que sufre alguno de estos problemas. Para poder llevar una vida normal, es necesario que estas personas vigilen lo que comen, manteniendo al margen lo que les provoca la molestia o reacción alérgica.

En principio, hay que diferenciar entre una alergia a los alimentos y una intolerancia: lo primero es una respuesta del sistema inmune, en la que se activa la inmunoglobulina E (IgE), mientras que lo segundo se da por lo general ante una falta de enzimas que impiden la correcta metabolización de algún determinado nutriente. Veamos entonces mejor las diferencias.

Alergia a los alimentos

Como se señaló, es cuando el sistema inmune responde de manera exagerada ante un alimento (alérgeno). Las reacciones pueden ir de leves (como una erupción cutánea, urticaria, picazón o irritación nasal, entre otras manfiestaciones) a grave (dificultad para respirar, opresión torácica, palpitaciones, mareos, etc.). También pueden darse el caso más grave que es cuando se produce lo que se llama choque anafiláctico, que puede llevar incluso a la muerte.

Si bien cualquier alimento puede llevar a una reacción alérgica, según la persona, hay algunos que son los más frecuentes, como la leche, el huevo y el pescado. También los frutos secos, y algunas hortalizas o frutas.

Intolerancia a los alimentos

En este caso se trata de una incapacidad del organismo para metabolizar determinados alimentos o nutrientes, como es el caso más registrado, a la lactosa (azúcar de la leche), o incluso a ciertas proteínas de la leche de vaca. Estas personas no pueden consumir leche ni sus derivados, natas, mantequillas, quesos, etc.

Pero la buena noticia es que la leche de vaca hoy en día se puede reemplazar por cantidad de leches vegetales, nutritivas e incluso más sanas, como puede ser la leche de almendras, de avena, de soja, de arroz, etc.

La intolerancia al gluten es otro ejemplo, y es un problema padecido por el 1 por ciento de la población mundial, según datos estadísticos, y parece ser más frecuente en mujeres que en hombres.

En España, se cuenta con listados oficiales que instruyen a los pacientes en qué consumir y qué no, y en cómo diseñar su plan de alimentación de forma tal que sea sana, equilibrada y libre de gluten. La dieta sin gluten debe basarse, principalmente, en alimentos naturales y frescos, sin gluten: leche, carnes y pescados, huevos, frutas y verduras, legumbres y cereales sin esta proteína, como son el arroz, maíz, mijo y sorgo, entre otros.

Otros casos de intolerancia alimenticia son las causadas ante la ingesta de huevo o de pescado, en cualquiera de ellos la solución pasa por marginar de la dieta su consumo, sea de manera directa o indirecta, a través de derivados.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz