La importancia y eficiencia de ingerir alfalfa (Parte I)

La importancia y eficiencia de ingerir alfalfa (Parte I) 1

“Medicago Sativa” es el nombre científico que se le da a la alfalfa, que es una hierba que pertenece a la familia de las leguminosas, de la que pueden usarse las hojas, los brotes y las semillas. Estas tienen la particularidad de proceder de Persia, en donde se cree que su uso comestible comenzó en la Edad de Bronce que son cuatro milenios antes de Cristo, para alimentar a los caballos. Siglos más tarde se introdujo en Grecia, alrededor de 490 a.c, como forraje aunque esto resulta ser un alimento sumamente nutritivo e importante en la dieta humana debido a sus notables propiedades.

En el cual, como todas las leguminosas, las raíces de este alimento poseen nódulos que contienen Sinorhizobium melitoti, que es un tipo de bacteria que fija los nutrientes que provee el suelo, dando así como resultado un producto que es rico en minerales en especial, el calcio, potasio, hierro y fosforo. Como también en aminoácidos y vitaminas del complejo A, C, D, E, K, y B.

Por otro lado, la alfalfa se la utiliza para muchos usos medicinales en lo que esto es debido a su riqueza nutricional por el que es ideal para retrasar el envejecimiento celular gracias a su poder antioxidante. También como suplemento dietario, como coagulante natural de la sangre y para disminuir el colesterol LDL que es el colesterol malo. De hecho el consumo de semillas de alfalfa parece reducir la absorción a nivel intestinal en personas con niveles de alto colesterol total. En el cual, además de sus brotes o germinados aportan muy pocas calorías y una cantidad alta de fibra, lo cual esto conlleva a convertirlos en alimentos de especial interés en programas para bajar de peso como así también es ideal para aquellas personas que sufren enfermedades como la de la obesidad.

Compartir en Google Plus

Acerca de Rocio Sollier

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz