La falta de hidratación reduce el rendimiento mental

Un buen dato por si eres estudiante (estamos en época de exámenes) es que no descuides la hidratación para un mejor rendimiento intelectual.

Al contrario de lo que debería ser correcto y saludable, muchos estudiantes, o incluso las personas que están sometidas a presión mental, descuidan su alimentación e hidratación por el estrés, la ansiedad y las pocas horas disponibles para el descanso y su vida personal.

Pero lo cierto es que la poca ingesta de líquido también afecta el funcionamiento del cerebro: la falta de agua afecta la capacidad de memoria a corto plazo, las habilidades aritméticas, la atención y concentración, la capacidad visual, entre otras habilidades más que necesarias para tener éxito en los estudios.

Pero aún más, la deshidratación ocasiona mayor cansancio, malestar y puede llevar a dolor de cabeza, todo lo cual potencia aún  más las funciones mentales ya estresadas por el estudio.

En los estudios de investigación que se han realizado se ve que si la hidratación es insuficiente, al igual que ocurre en cualquier otra célula del organismo, también afecta al funcionamiento del cerebro y empeora el rendimiento intelectual en funciones de atención, repetición, matemáticas, etc.“, explicó al respecto la doctora Carmen Gómez Candela, Jefe de la Unidad de Nutrición Clínica y Dietética del Hospital La Paz, de Madrid.

Lo cierto es que además del vital agua, que los expertos recomiendan sea ingerida al menos en unos 2 a 2,5 litros por día, en momento de examen y esfuerzo intelectual también se le debe asegurar al cerebro su combustible principal: la glucosa.

En este sentido, la experta recomendó el consumo de bebidas que aporten azúcares (preferentemente naturales) para mantener “los niveles de atención” y mejorar “diversos aspectos como la capacidad de reacción, la memoria o el rendimiento intelectual“.

No es conveniente que al cerebro le falte glucosa porque es imprescindible para el normal funcionamiento neuronal“, enfatizó Gómez Candela.

Así también, es válido recordar la ingesta de ciertos alimentos que contribuyen a aportar carbohidratos al organismo, como pueden ser los cereales, el pan, los cereales o incluso la fruta.

Finalmente, compartamos una serie de pautas saludables para estudiar y rendir lo máximo posible.

-Cada dos horas, será necesario hacer una pausa, tomarse un descanso para despejarse.

Beber abundante agua, un café o incluso un refresco durante esas pausas.

-Así también, aprovechar esos paréntesis para levantarse y estirar las piernas

-Cuidar el descanso y respetar el mínimo recomendado de 8 horas de sueño cada día.

-Llevar adelante una alimentación equilibrada que aporte todos los nutrientes que el organismo necesita para su óptimo funcionamiento.

Vía 20minutos.es

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz