La claustrofobia y el “espacio personal”

El otro día hablábamos en Vitadelia de la agorafobia

, en esta ocasión lo haremos de otra fobia frecuente, la claustrofobia. En este caso, estas personas sienten miedo y ansiedad si se encuentran en un espacio cerrado, más aún si es reducido.

Los ascensores, cabinas de los aviones, los túneles, los aparatos de resonancia magnética, entre otros espacios similares, suelen ser desencadenantes que lleven a los claustrofóbicos a sufrir enormemente.

Este pavor infundado y crónico a sufrir en un espacio cerrado sería sufrido por entre un dos y un cinco por ciento de la población, y también puede incidir negativamente en la vida social y cotidiana del paciente, desde un estancamiento laboral y profesional hasta un deterioro de su vida en general y con sus vínculos.

Sucede que el claustrofóbico evita muchas situaciones y lugares y, por ende, queda al margen de oportunidades y acontecimientos que le podrían ser constructivas y positivas, en todas las esferas vitales.

Un reciente estudio estadounidense ha echado una nueva luz sobre este problema: un equipo de investigadores logró constatar que las personas que sufren de claustrofobia tienen una percepción exacerbada del espacio cercano que los rodea. Lo que aún se desconoce es si es esta distorsión en la percepción la que conduce al miedo, o es a la inversa.

Según la hipótesis que se sostiene, cada individuo se mueve dentro de una burbuja imaginaria de protección que se la llama “espacio personal” o “espacio cercano”, cuyo tamaño varía según la persona.

El estudio en cuestión, liderado por la doctora Stella Lourenco (Universidad Emory, Estados Unidos) y Matthew Longo (Universidad de Londres, Reino Unido), encontró que los sujetos que proyectan su espacio personal mucho más allá de su cuerpo son más proclives a la claustrofobia. El equipo analizó la situación y ahondó sobre la percepción del espacio de unos 35 estudiantes de entre 18 y 33 años.

Las personas con más niveles de claustrofobia tienen un sentido exagerado del espacio que les rodea“, explicó el doctor Matthew Longo, del Departamento de Ciencias Psicológicas de la Universidad de Londres.

Vía Dialogociudadano.com

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz