La aspirina ayudaría a contrarrestar efectos secundarios sobre el hígado

aspirina asma

La aspirina podría ser de mucha más ayuda para las personas con problemas de hígado producto de otras medicinas, abuso de alcohol o por enfermedades del hígado relacionadas con la obesidad: además de aliviar el dolor, podría ser la solución a su problema.

Al menos así se destacó en un reciente estudio llevado a cabo por expertos de la Universidad de Yale, quiénes además creen que este descubrimiento podría, incluso, volver a hacer viables ciertas medicaciones que, por tener justamente como efecto secundario trastornos en el hígado, habían dejado de ser utilizadas.

Por este motivo, los especialistas consideran que se podrá combinar la aspirina con determinados fármacos para aliviar así varios males.

Los documentos elaborados a raíz de este estudio, que se efectuó sobre ratones, resaltaron el hecho de que la aspirina logró reducir  la mortalidad causada por una sobredosis de paracetamol.

Esto, tratado más en profundidad mostró que existe una clase de moléculas conocidas como TLR, que bloquean los receptores que provocan la inflamación, por lo que tienen un efecto similar al de la aspirina. Así, estos agentes, según parece, trabajan reduciendo la inflamación provocada por la herida.

Estos resultados sugieren entonces que la aspirina puede ayudar a prevenir y a tratar los problemas de hígado, según explicó Wajahat Mehal, de la Sección de Enfermedades Digestivas y Departamento de Inmunobiología en Yale.

Muchos agentes como las medicinas o el alcohol causan daños en el hígado, y hemos encontrado dos modos de bloquear la principal responsable de estas consecuencias” señaló Mehal, quien añadió: “Nuestra estrategia debe ser usar la aspirina diariamente para prevenir daños en el hígado, pero si esto ocurre, usar las moléculas TLR para tratarlo”.

De este modo, este grupo de investigadores creen que muchos tratamientos médicos efectivos de otras enfermedades que hasta ahora habían sido desterrados por sus efectos secundarios en el hígado, pueden resucitar si se combinan con la aspirina.

 “Esto ofrece la posibilidad apasionante de reducir mucho dolor y sufrimiento en pacientes con enfermedades de hígado, usando este nuevo tratamiento y muy práctico” dijo Mehal.

Otros investigadores de Yale que contribuyeron a este estudio son Avlin Imaeda, Azuma Watanabe, Adnan Sohail, Shamail Mahmood, entre otros. Además, también colaboraron miembros del National Institute of Diabetes and Digestive and Kidney Diseases, la Fundación Ellison y el Howard Hughes Medical Institute, que financió el estudio.

Vía Europapress.es

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz