Jengibre, una raíz muy utilizada en la cocina

Más usos del jengibre 1

El jengibre es muy utilizado en la cocina, ya que aporta ese sabor tan especial y se puede emplear en una multitud de recetas. Pero además, el jengibre tiene sus beneficios sobre la salud, ya que ayuda a reforzar las defensas y a combatir los radicales libres.

El jengibre es una raíz muy conocida desde antaño, utilizada con fines terapéuticos: se conoce desde hace más de 3.000 años, pero no se sabe con exactitud su origen. No obstante, se sabe que desde Asia se extendió al resto del mundo.

Hoy en día, se puede encontrar en distintas tiendas y herbolarios, en cualquier parte del mundo. Veamos las formas posibles de consumirlo y sus fines terapéuticos.

Té de jengibre

Esta es una de las formas más tradicionales que hay, sobre todo, para aprovechas sus propiedades antiinflamatorias, analgésicas y antioxidantes. Está recomendado para relajar el cuerpo y aliviar dolores.

Ingredientes

-1 cucharada de jengibre fresco picado (15 gramos)

-1 taza de agua hirviendo (250 ml)

-1 cucharadita de miel (7,5 g) (opcional)

-Zumo de limón (opcional)

Preparación

Pica una cucharada de raíz de jengibre fresco y agrégalo a una taza de agua hirviendo. Se le puede añadir un poco de miel y zumo de limón, a gusto. Otra posibilidad es de preparar la infusión, solo que en vez de utilizar agua, emplear leche.

Jengibre fresco para la cocina

Se trata de una especia muy particular para usar en la cocina, con un toque entre picante y cítrico muy atractivo. La cantidad a utilizar dependerá de la intensidad de sabor que se le quiera dar a los platos. Esta raíz se puede rallar, triturar o cortar en pequeñas rodajas para agregarlo a los platos que se desee.

En las comidas se le puede agregar a:

-Platillos con carne.
-Diferentes tipos de ensalada.
-Recetas de arroz.
-Pescados y mariscos.
-Darle mejor sabor a los aceites.
-Pan y galletas.
-Postres.
-Budines.

Jengibre molido

Aunque se puede conseguir ya en el mercado, también se puede preparar en casa a partir de la raíz seca. Si se elige la segunda opción, lo primero que se debe hacer es lavar y secar al sol, o bien, en un horno.

Cuando ya esté bien seco, entonces se deberá cortar en trozos y moler en un mortero, una picadora o un molinillo de café.

El polvo de jengibre se puede utilizar para: preparar una infusión, añadir a jugos y batidos, condimentar aderezos o bien hacer aderezos para ensalada.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz