Frutas y verduras para reducir el riesgo de muerte

frutas verduras colores

Que la fruta y verdura deben constituir un pilar de nuestra alimentación no es novedad, sin embargo, un reciente estudio realizado en diez países ha corroborado las virtudes de un consumo regular y abundante de este tipo de alimentos, ya que reduciría el riesgo de mortalidad en un 10 por ciento.

Entre los países participantes se contaba España y el trabajo se incluyó dentro del marco del Estudio Prospectivo Europeo sobre Nutrición y Cáncer (EPIC). En concreto, se encontró que esta reducción del riesgo se logra con una ingesta promedio de 569 gramos diarios de frutas y verduras.

Estos beneficios se manifiestan sobre todo en lo que respecta a la prevención cáncer y de otras enfermedades crónicas. “Por esto, una de las actuaciones de prevención más efectivas es la promoción de su consumo en la población“, explicó al respecto la directora del Registro de Cáncer de Granada de la Escuela Andaluza de Salud Pública y una de las responsables de la investigación, María José Sánchez Pérez.

La muestra analizada incluyó más de 25.600 personas fallecidas (unas 10.400 por cáncer, y unas 5.100 por enfermedad cardiovascular), de entre los 451.000 participantes estudiados durante más de 13 años. Según se publicó en el American Journal of Epidemiology, el consumo combinado de frutas y hortalizas retrasaría el riesgo de perder la vida en 1,12 años en comparación con una ingesta menor, de 250 gramos.

Además, por cada 200 gramos de incremento diario de este consumo, el riesgo se reduciría en un 6 por ciento, según los investigadores. Así también, de sus estudios se concluyó que si toda la población incrementara la ingesta diaria de frutas y verduras de entre 100 y 200 gramos, se podría prevenir un 2,9 por ciento de las muertes.

De hecho, ya existen varios estudios anteriores que respaldan estas conclusiones:  el consumo de frutas y verduras, en las cantidades recomendadas por día, prevendría el desarrollo de enfermedades crónicas, al tiempo que disminuiría el riesgo de mortalidad de entre un 10 y un 25 por ciento.

En específico, una alimentación con abundantes frutas y verduras reduciría el riesgo de enfermedad cardiovascular en un 15 por ciento. Además más de un 4 por ciento de los fallecidos por esta causa se podría haber prevenido si hubiesen comido más de 400 gramos diarios de estos alimentos.

Por otra parte, la reducción del riesgo de mortalidad por el consumo de frutas y verduras fue mayor en los participantes que consumían alcohol (en torno a un 30-40 por ciento), en los obesos (20 por ciento) y “posiblemente” también entre los fumadores de tabaco.

En este sentido, los autores señalaron que muy posiblemente el alto nivel de antioxidantes presente en estos alimentos naturales, que actúan retrasando el estrés oxidativo propio de estas sustancias adictivas, y también de la obesidad.

“De esta manera, estos grupos de población se podrían beneficiar especialmente de los efectos positivos que ejercen las frutas y verduras sobre la prevención de las enfermedades crónicas y el riesgo de mortalidad por estas dolencias”, concluyó Sánchez.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz