Aceptar
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra política de Cookies.
Tips para elongar

Tips para elongar

Los estiramientos son un punto esencial en cualquier rutina de ejercicio, y nunca deberías irte del gimnasio o volver a tu casa sin haberlos realizado. En el sitio Mayo Clinic hay un artículo con algunos tips útiles para tener en cuenta a la hora de ponerte a estirar:

*Enfócate en los grandes grupos musculares. Cuando estés estirando, primero, concéntrate en tus gemelos, muslos, caderas, parte baja de la espalda, cuello y hombres. Asimismo, luego de hacer este estiramiento general, puedes estirar aquéllos otros músculos y articulaciones que más hayas utilizado.

*Siempre estate en calor. Si estiras antes de que tus músculos hayan entrado en calor, estarás aumentando el riesgo de sufrir lesiones. Calienta un poco antes caminando a buen ritmo mientras balanceas tus brazos, o haz tu ejercicio leve favorito durante cinco minutos. Sin embargo, recuerda que lo mejor es estirar post ejercitación, cuando tus músculos ya están calientes y más flexibles.

*Sostén cada estiramiento durante, al menos, 30 segundos. Recuperar los músculos lleva su tiempo. Es más, si sientes alguna molestia o sientes que una región está más tensa, estira por más de 60 segundos. Luego ve y haz el mismo estiramiento, pero del otro lado: si estiraste primero tu gemelo izquierdo, haz lo mismo con el derecho, y así hasta abarcar todas las zonas de tu cuerpo.

*No “rebotes”. Si haces pequeños rebotes mientras estiras corres el riesgo de provocar pequeñas rasgaduras en los tejidos, y estas heridas al sanar pueden volver tus músculos más “duros”, lo que resultará en menos flexibilidad y más dolor con el tiempo.

*Recuerda: siempre haz estiramientos profundos pero sin dolor, si bien debes sentir como el músculo se estira, nunca debes sentir dolor, si es así es porque te has “sobrepasado de la raya”, vuelve al punto justo en el cual no sientas dolor.

*Realiza tus estiramientos de manera relajada y concéntrate también en la respiración, no lo mantengas mientras estira, sino que debes respirar normalmente: inhalar y exhalar luego.

Si te ha gustado compártela con tus amigos

Anímate y déjanos tu comentario

  • Pingback: Tres posibles errores del fitness

  • Pingback: Tres posibles errores del fitness

  • Pingback: Diccionario de enfermedades, salud, vivir sano, tratamientos médicos, novedades de medicina