Factores a tener en cuenta para prevenir cáncer de piel

piel

La visita al dermatólogo debería ser un ineludible, cada año, más aún si se presentan ciertos factores que pueden incidir en la aparición de problemas cutáneos o, pero aún, de cáncer de piel. Hoy en día, y de manera lamentable, los casos de cáncer de piel siguen su curva ascendente, de forma tal que es una de las enfermedades oncológicas más frecuentes en la población de raza blanca, y supera incluso al de mama, colon y próstata.

Como en cualquier enfermedad, y más de gravedad, una detección temprana del mal es fundamental: de este modo se puede comenzar a tratar a tiempo y evitar una metástasis y mayores complicaciones.

El especialista argentino en piel, Ignacio Rébora, jefe de residentes del Servicio de Dermatología del Hospital Universitario Austral, dio mayores detalles sobre esta enfermedad, sus factores de riesgo y otros puntos que es necesario tener siempre presente. En principio, el profesional explicó qué se entiende por “factores de riesgo“: a aquellas características de la piel que implican una mayor probabilidad de padecer una enfermedad, en este caso, cáncer, y en la piel. Bien, veamos entonces los puntos a considerar:

-Con respecto al color de piel, ojos o pelo: Aquellas personas de ojos claros y piel clara que se enrojecen con el sol y les cuesta broncearse poseen un riesgo mayor de cáncer de piel. Por este motivo, es esencial utilizar adecuada protección ante la exposición a los rayos solares.

-Enrojecimiento, hay otro dato relacionado con lo primero, “cuanto más precoz es el enrojecimiento tras haber estado al sol, mayor es el riesgo“, señaló Rébora.

-También influye un factor hereditario: “La genética de por sí es un mecanismo de control del cáncer de piel. Pero si un gen falla, el riesgo es mayor: uno hereda una falla en el mecanismo de control”, enfatizó el dermatólogo acerca de este punto, al tiempo que consideró a éste uno de los factores de riesgo principales.

-Siempre es necesario prestar atención a los lunares, observarlos, de forma tal que ante la aparición de cualquier anormalidad, se debe consultar con un especialista cuanto antes. Los lunares atípicos también aumentan el riesgo de desarrollar cáncer en la piel.

-En cuanto a la exposición al sol, Rébora dijo que el riesgo de cáncer es proporcional a la cantidad de tiempo que una persona pase bajo el sol. Asimismo, el dermatólogo explicó que existe una asociación directa entre la exposición solar durante la infancia y el desarrollo de lunares. La mayoría de los casos de melanoma (2/3) se asocian a la cantidad de exposición solar, según la Sociedad Argentina de Dermatología.

-Obviamente, otro factor de alto riesgo es ya haber tenido otros tumores de piel.

-Finalmente, el haber sufrido quemaduras solares en la infancia también incrementa las posibilidades de desarrollar cáncer cutáneo. Según explicó Rébora: la piel recuerda cada una de las lesiones que padeció a lo largo de la vida, por esto, episodios de quemaduras graves durante la infancia provocan la aparición de manchas, lunares y arrugas, al tiempo que aumentan el riesgo.

Vía Yahoo

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz