Estudio corrobora las cinco claves para reducir el riesgo de diabetes

En la diabetes, como en la mayoría de las enfermedades propias de esta era, también se puede cambiar hábitos de vida y tomar medidas para prevenirla, en particular, el tipo 2 que se manifiesta con los años por ingesta.

Recientemente se presentaron los resultados del mayor estudio realizado hasta el momento sobre los efectos de un estilo de vida saludable en la prevención de esta enfermedad metabólica. Así, las cinco claves para prevenir la diabetes son: llevar adelante una dieta sana y equilibrada, no fumar, no beber, mantener un peso corporal dentro de los parámetros normales según sexo, altura y edad, y realizar actividad física.

Estas cinco pautas reducen el riesgo de desarrollar diabetes hasta en un 80 por ciento. El autor principal del trabajo en cuestión, Jared Reis, profesional del Instituto Nacional de Corazón, Pulmón y Sangre de Bethesda (Maryland, Estados Unidos), declaró que “la relación entre estos hábitos y la diabetes es muy significativa y bastante sorprendente“.

El estudio publicado en Annals of Internal Medicine destacó que si bien cada factor, por separado,  ayuda a reducir el riesgo, juntos y combinados multiplican esta acción beneficiosa. La investigación norteamericana consistió en analizar durante una década a 200.000 hombres y mujeres de entre 50 y 71 años que al momento del inicio del estudio (1995-1996) no presentaban ningún trastorno de salud.

Diez años después, el 10 por ciento de los participantes había desarrollado diabetes, y la mayor parte de este porcentaje se trataba de personas con malos hábitos de vida. Los autores enfatizaron que el hacer cambios en el día a día puede ser la llave para una mejor calidad y más años de vida.

El dejar de fumar y el no beber, la reducción de la ingesta de grasas saturadas, el mantenerse dentro del peso normal, hacer ejercicio -cuanto menos unos 20 minutos tres veces por semana-, son medidas que mucho pueden hacer por nuestra salud y bienestar, y sumar en la prevención de la diabetes.

Se trata de estilos de vida fácilmente modificables en la vida real y con gran impacto en la salud“, añadió por su parte Robert Henry, presidente de medicina de la Asociación Americana de Diabetes.

Finalmente, el estudio también indicó que si no se llega a tiempo para prevenir la enfermedad -que ya afecta a 30 millones de personas-, el cambiar los hábitos poco saludables de vida ayudará a evitar el empeoramiento del cuadro una vez manifestada la enfermedad.

Vía Elmundo.es

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz