Estar bien hidratado, también para una buena función cognitiva

Si de cuidar la salud, el cuerpo, y también el cerebro se trata, algo que no puede faltar es el agua, el líquido vital. Un último informe realizado por el Instituto de Investigación Agua y Salud (IIAS) ha encontrado que la hidratación es también esencial para un mejor rendimiento cognitivo.

Un descenso de sólo un 2 por ciento del agua en nuestro organismo puede llevar a una pérdida momentánea de memoria y una reducción significativa de la atención y la concentración.

Dicho de otro modo, una deshidratación mínima lleva enseguida a un menor rendimiento intelectual, lentitud en el cerebro y de los reflejos, y una tasa más alta de probabilidad de fallar en la resolución de los conflictos. De aquí que se ha querido hacer hincapié en la importancia de beber abundante agua para los estudiantes, en especial, en época de exámenes.

Aún peor, hay estudios anteriores que señalaron que la deshidratación provoca una disminución de la concentración del 15 por ciento y de la memoria a corto plaza del 10 por ciento.

Ya una deshidratación del 3 por ciento se puede experimentar dolores de cabeza, alteraciones en la movilidad, y una desorientación temporal y espacial.

Pues bien, compartamos finalmente unos consejos para mantener una hidratación adecuada en todo momento:

*No esperar a sentir sed para beber agua, sino hacerlo a menudo. Ya cuando se tiene sed es porque hay un inicio de deshidratación.

*Recordar la recomendación de 8 vasos de agua repartidos durante todo el día, o dos litros. Si hace excesivo calor o ante ejercicio intenso, esta medida podrá ser aún mayor.

*Beber agua antes, durante y después de la actividad física o práctica de deporte.

*En caso de estar embarazada o en período de lactancia, se aconseja beber unos 3 litros al día.

*Se aconseja asimismo beber agua antes de salir de casa, en especial, en verano o cuando haga mucho calor.

*Una buena idea es llevar consigo una botella de agua cuando se salga, más si se estará fuera mucho tiempo, para ir tomando cada tanto.

*No descuidar la hidratación de los niños o si se tiene ancianos a nuestro cargo, ellos son los principales grupos de riesgo ante la deshidratación.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz