Ensalada de pasta, la receta definitiva

Ensalada de pasta

Decir que tenemos la ensalada de pasta definitiva quizá es exagerar un poco, porque se trata de un tipo de plato tan variable que posiblemente no exista una que supere a todas las demás. Pero sí que nos hemos esforzado para llegar a la conclusión de una receta que sea muy completa y que proporcione un poco de todos los nutrientes que necesitamos para disfrutar de un plato casi perfecto. Esta receta os vendrá muy bien sobre todo en verano, momento del año en el cual las ensaladas de pasta se convierten en una de las mejores recomendaciones a las que podemos agarrarnos en lo que se refiere a una alimentación sana y equilibrada.

Ensalada de pasta, ingredientes

Os vamos a guiar a través de una receta que intentaremos sea fácil de preparar y económica. Consideramos que son dos rasgos imprescindibles para que podáis confiar en esta ensalada de verano de forma habitual. Comenzaremos con la pasta, cuya cantidad estableceremos en 150 gramos si estamos cocinando para dos personas. Como hay muchos tipos de pasta, es mejor recurrir a la que está creada para ensalada, esa que es de colores y que se vende en un formato particular, como con tornillos o pajaritas. Si cocináis macarrones no va a quedar tan bien, pero que no se diga, porque si es lo único que tenéis a mano también os servirá.

Ahora nos hacemos con queso curado que cortaremos en trocitos después. Con 50 gramos tendremos de sobra para poder preparar una buena ensalada. También necesitaremos una zanahoria, unas pocas aceitunas con anchoa (que no superen las 10 unidades para las dos personas) y maíz dulce (un puñadito a vuestro gusto). Por último, para darle un poco más de empaque a la preparación de la ensalada, le pondremos una lata de aceite al natural de las que podremos encontrar en cualquier supermercado. Por supuesto, no puede faltar el vinagre y el aceite de oliva. La sal vamos a sacarla de la ecuación en esta ocasión, porque los ingredientes combinan tan bien que notaréis que no necesitan que se impulsen con ella. Y si queréis darle un toque “a la italiana” os recomendamos un poco de orégano.

Preparando la ensalada

Comenzamos cociendo la pasta, tiempo durante el cual podrás dedicarte a preparar el resto de ingredientes en los respectivos platos de los comensales que vayan a disfrutar del plato. Esta ensalada italiana va a necesitar que peles la zanahoria, para lo cual te recomendamos la típica herramienta para pelar que dejará la zanahoria en finas tiras. Luego son mucho más fáciles de comer que si pusiéramos la zanahoria cortada a trocitos. Os parecerá que hay mucha zanahoria, porque al pelarla sale una gran cantidad, así que es mejor si habéis elegido una mediana y no una de las grandes. Si tenéis una grande dejar la parte sobrante para comerla luego entre horas a modo de snack, algo que siempre se agradece durante el verano.

Como decíamos antes, el queso lo tenemos que poner en taquitos, pero que no sean demasiado grandes. La ensalada de pasta se come combinando los ingredientes y sabores en la boca, por lo que no queremos ningún elemento que sea demasiado grande y que impida que lo fusionemos a los demás sabores. Cuanto más ajustados estén los trozos de queso será mucho mejor para nosotros. Pongamos el maíz a vuestra voluntad y las aceitunas. Es mejor que lo distribuyáis todo un poco, para que la ensalada quede bonita.

Comer ensalada de pasta

Mientras tanto seguro que la pasta ya está en camino y que no le queda demasiado. Cuando se haya hecho sacadla del fuego y ponerla bajo agua fría durante unos minutos. Luego tendréis que dejar que se escurra muy bien, porque no querremos llevarnos ni una gota del agua sobrante del enfriamiento. Pero con este proceso habréis conseguido que la pasta se quede fresca (que no fría) y que encaje mejor con el tono general de la ensalada, que al fin y al cabo es un buen alimento para el verano.

Seguimos con la preparación y ponemos el atún bien escurrido. Hay personas que tienen la costumbre de comprar atún en aceite y luego utilizarlo para la preparación de la ensalada. En nuestro caso os vamos a decir que preferimos no hacerlo, sobre todo si estáis a dieta. No podemos comparar el aceite que llevan las latas de atún con el que tendremos accesible en botellas de aceite de oliva, lo que resulta mucho más sano y recomendable. Así que como decimos, escurrimos el atún todo lo posible y lo desmenuzamos en los platos de ensalada. Esto nos permitirá darle el ingrediente principal, el sabor que necesita el plato para que nos chupemos los dedos.

Luego ponemos la pasta y ahora sí, echamos unos chorritos de aceite de oliva de nuestra botella, el que usemos para las grandes citas y que sabemos que nos va a aportar muchos beneficios. Luego echamos el vinagre que hayamos seleccionado (el de Módena le dará ese estilo italiano que buscamos) y un poco de orégano. Con eso tendremos la ensalada de pasta perfecta.

Compartir en Google Plus

Acerca de Flor Milano

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz