En verano, más frutas y menos helados, según consejo de expertos norteamericanos

Son muchos los que ante las altas temperaturas se inclinan por lo helados, sin embargo, desde la Sociedad Americana de Química de los Estados Unidos, no los aconsejan y los han denominado un “placebo“, más que un verdadero refrescante corporal. Por el contrario, la clave para mantenerse mejor y más fresco radica en las frutas y verduras naturales, que en su mayor porcentaje están compuestas por agua, además de nutrientes.

Los helados refrescan cuando se comen, pero crean calor a medio plazo debido a sus altos niveles de proteínas“, informó al respecto Sara Risch, directora de una consultora de temas vinculados con la alimentación.

En cambio, la fórmula tradicional de las verduras y las frutas siempre será la más recomendable: es la alternativa más natural y al alcance, sencilla y que en su composición pueden llegar a ser 90 por ciento de líquido, por lo que constituyen “un fabuloso paquete de agua para el cuerpo“, añadió otra especialista en el tema, Shirley Corriher.

Dentro del amplio universo de hortalizas, ambas expertas coincidieron en que el apio, la sandía fresca y el pepino, pueden ser muy buenas opciones para el verano. Éste último incluso puede ir muy bien en sandwich para llevar a la playa o a un día de campo. En cuanto a las frutas, los melocotones y albaricoques también fueron incluidos como los más destacados, aunque cualquier fruta será más que bienvenida.

De alimentos en general, tanto Risch como Corriher recomendaron inclinarse por los cereales integrales, ya que al tener altos niveles de minerales, en especial, de magnesio, son de ayuda para recuperarse de las actividades veraniegas en las que se suele sudar mucho.

Así también, se informó que el té, especialmente el de menta, así como otras bebidas calientes, son de utilidad ya que ayudan a sudar, a liberar calor corporal y a contrarrestar las efectos de las altas temperaturas.

El agua, otro punto esencial, siempre será más efectiva si es del tiempo en vez de fría, ya que equilibra la temperatura corporal. En este sentido, recordaron la importancia de no descuidar la toma frecuente de agua natural, aunque también podrá ser en su versión gasificada, para rehidratar el cuerpo y el organismo.

 

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz