¿En qué consiste la Dieta Atlántica? (I)

dieta-atlantica2

Mucho se habla siempre de la Dieta Mediterránea y de sus múltiples beneficios para la salud, pero, ¿has oído hablar de la Dieta Atlántica? Pues si no la conoces, este artículo podrá brindarte información interesante.

En principio, se puede decir que este régimen alimentario puede ser muy indicado en deportistas o personas que requieran consumir más proteínas en su dieta.

Antes de explicar un poco en qué consiste se puede mencionar su procedencia: recordemos que más de la mitad de la península Ibérica está bañada por el Oceáno Atlántico, y de aquí, precisamente, deriva tanto la dieta como su nombre.

Lo cierto es que la “Dieta Atlántica” también es sana y puede ser seguida de manera equilibrada. Lo que la diferencia, en principio, de su prima, la “Mediterránea”, es un mayor consumo de proteínas, sobre todo, provenientes de pescados, carnes rojas, carnes de bovino, además, de una mayor ingesta de huevos, lácteos y legumbres.

En la “Dieta Mediterránea“, por el contrario, destacan las carnes más magras, como las de pollo o conejo, además de un mayor consumo de frutas y verduras.

Si algo puede aunar a ambas dietas es el aceite de oliva, que podría hacer mucho por reducir los riesgos cardiovasculares asociados a la ingesta de un exceso de alimentos de origen animal.

Compartamos ahora los primeros puntos de un decálogo de la Dieta Atlántica que se dio a conocer en el 2006, con motivo de la celebración del II Congreso Internacional de la Dieta Atlántica, que nos servirá de información básica para conocer la naturaleza y singularidades de este plan alimentario:

-Consumo muy elevado de pescados (tanto de mar como de río) y mariscos (moluscos y crustáceos). Se recomienda también el consumo de pescado y marisco de unas tres a cuatro veces a la semana, en todas las diferentes etapas de la vida.

-Consumir además alimentos vegetales en abundancia: cereales, patatas y legumbres. Las dietas ricas en estos alimentos constituyen la mejor manera de conseguir un perfil calórico recomendado en el que un 50 por ciento de la energía total consumida lo sea en forma de hidratos de carbono complejos. Asimismo, se asegura un mayor aporte de fibras.

Vía Sportlife.es

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz