Embarazo: que no falte ácido fólico, hierro y calcio en tu dieta

La nutrición en el embarazo es clave, no sólo por el bebé en gestación sino también por la misma madre. Durante esta etapa tan importante en la vida de una mujer será necesario llevar un estilo de vida saludable, no sólo en lo referido a una alimentación adecuada y equilibrada, sino también en lo concerniente a la actividad física: algo tan básico como caminar, lo más seguido posible, favorecerá la circulación y ayudará a la oxigenación de todo el organismo.

Los tres nutrientes básicos en la dieta de toda embarazada son el ácido fólico, el hierro y el calcio, ya que son esenciales para la correcta formación del bebé. En este sentido, un alimento que no deberá faltar en el plato de la futura mamá es, por caso, la espinaca: según los nutricionistas, son necesarios porque contribuyen al desarrollo de la espina dorsal y del cráneo del bebé. Además, junto con los cereales y el pan, son la principal fuente de ácido fólico (o vitamina B9).

Se recomienda que la ingesta de esta vitamina del complejo B se duplique durante el primer trimestre de gestación, ya que es en este momento en que se forma el tubo neural del bebé. Siempre será mejor opción su incorporación a través de alimentos saludables, como otras verduras, tales como endibias, berros y repollo, así como de frutos secos, en especial, nueces, sin embargo, hay ocasiones en que el médico puede recetar un suplemento.

Así también, destaca el hierro: en este caso, suele prescribirse a partir del segundo trimestre, la mayoría de los especialistas consideran que un complemento de este mineral esencial sí es importante para asegurarse un óptimo desarrollo. Sin embargo, se podrá incorporar a través de frutillas, frutos desecados y frutos secos, así como germinados y semillas de girasol, entre otros.

Por último, será necesario reforzar el calcio, esencial para la formación de los huesos , durante toda la etapa del embarazo. Las fuentes mejor asimilables de calcio son las verduras frescas: espinacas, brócoli e incluso acelgas, son también apropiadas como forma saludable de ingerir más calcio. También se encontrará en almendras, nueces y cacahuetes.

 

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz