El verano y las alergias

crema

La gran mayoría está esperando el verano para descansar y reponer las energías del año de trabajo, sin embargo, esta época tan deseada también puede tener sus ‘efectos secundarios’, y ser algo más complicada, por caso, para las personas alérgicas.

Entre las alergias más frecuentes de verano destacan las erupciones en la piel, como bien se recordó desde la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC). Hay personas sensibles a ciertos productos presentes en las cremas solares, y esto puede ser un dolor de cabeza que arruine un día de playa.

También puede ocurrir algo similar con ciertos antibióticos o hasta con algunas plantas, en todo caso, será necesario conocer a qué sustancias tenemos alergia, leer siempre bien las etiquetas, y evitar su consumo.

En verano también se da que se tiende a comer más frutas y verduras, lo cual está muy bien, pero hay personas que también sufren alergias a las pieles o cáscaras de fruta, y con sólo tocarlas, una de las más frecuentes es al melocotón pero también hay quienes experimentan reacción ante las cerezas o, a la sandía y melón, en estos dos últimos casos es más común a través de su ingesta. Por lo general, la alergia comienza con picor en la boca y, en casos extremos, puede causar un shock anafiláctico, es decir, asfixia.

Otras de las alergias alimentarias más comunes es a los frutos secos, por ello, habrá que tener especial cuidado, en especial, si se come fuera de casa, postres o helados que puedan contener restos o trozos de frutos secos. En todo caso, habrá que ser precavido y preguntar antes de llevarse el disgusto.

Por otro lado, las abejas y avispas también pueden generar desencadenar una reacción alérgica, en caso de picar. En este caso, se recomienda no llevar colores muy llamativos, estampados ni perfurmarse, ya que suelen atraer a los insectos, en especial, a abejas y avispas.

Tener cuidado asimismo con el cloro de las piscinas: es un producto muy fuerte que puede empeorar algunas dermatitis atópicas, por el contrario, el agua salada (del mar) puede ser un factor que las mejore.

Otros posibles puntos a tener en cuenta, para prevenir alergias: los tatuajes de henna (aunque parezcan inofensivos, la parafenilendiamina presente en la tinta puede ocasionar reacciones en ciertas pieles), el polen, algunos animales, y otras sustancias desinfectantes o de higiene, todos factores que se incluyen también entre los posibles alergénicos.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz