El Ginseng ayuda a controlar la glucosa en sangre

ginseng

Al ginseng se le atribuyen varias propiedades benéficas sobre la salud, y una de ellas, es que ayudaría a mantener el nivel de glucosa en sangre dentro de los parámetros normales. Por tal motivo, se viene recomendando el empleo de esta planta originaria de Asia oriental para controlar la glucosa en personas diabéticas.

Hace años que el uso del Ginseng -dentro de la medicina alternativa- se ha popularizado cada vez más gracias a esta propiedad terapéutica demostrada en pacientes diabéticos.

Uno de los estudios que intentó demostrar científicamente su eficacia se realizó en el Hospital St. Michael´s de Toronto, en Ontario, Canadá. El trabajo fue liderado por el doctor Vladimir Vuksan y consistió en evaluar los efectos del Ginseng en 9 pacientes con diabetes tipo 2 y en otras 10 personas sanas, sin esta insuficiencia metabólica.

Cada uno de estos participantes recibió una dosis de Ginseng de 3 gramos, 40 minutos antes de una prueba con 25 gramos de glucosa que se les administró por vía oral, tras lo cual se le repitió la dosis de la planta. En otras oportunidades, sólo se les dio un placebo antes y durante la ingesta de glucosa. En ambos casos, se midió posteriormente a la ingesta de glucosa la glucemia cada 15 a 30 minutos, hasta completar las 2 horas.

De este modo, se encontraron resultados disímiles entre los diabéticos y los no diabéticos: en el segundo grupo,  no se observaron diferencias en la glucemia con el ginseng y el placebo, mientras que en los pacientes diabéticos se pudo observar una reducción de la glucosa en sangre de aproximadamente un 20 por ciento, tanto si el Ginseng era usado antes o durante la administración de glucosa.

Obviamente, estos resultados no sugieren que las personas con esta enfermedad metabólica deban simplemente usar Ginseng por cuenta propia para prevenir o tratar la diabetes, pues deberían realizarse nuevas investigaciones para corroborar sus resultados y descartar otras posibles consecuencias.

De cualquier modo, no deja de ser un hallazgo interesante que podría abrir una nueva puerta a la búsqueda de otros tratamientos naturales. En todos los se recomienda consultarlo con el médico, terapeuta u otro profesional de la salud competente.

Vía Buenasalud

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz