El cólico del lactante

colicolactante

Si has sido madre recientemente y tienes un pequeño a tu cargo, es probable que durante sus primeros días -o meses- de vida te encuentres con molestias gastrointestinales, flatulencia y el llamado cólico del lactante.

¿De qué trata?

Está asociado con una gran irritabilidad y episodios de llanto del bebé, que pueden durar de dos a tres horas al día, y varias veces a la semana. Se da, sobre todo, por las tarde y/o por las noches.

Causas

Sus causas pueden ser diversas. En principio, habrá que empezar a reconocer los estados del bebé, sus formas y su naturaleza. También será esencial comenzar a identificar sus necesidades y saber diferenciar cuando se trata de una sensación corporal, como puede ser calor o frío, la necesidad  de protección, alimento o del cólico del lactante.

El llanto es la forma en que tiene el bebé de llamar la atención y comunicarse con su madre. Sin embargo, en el caso del cólico del lactante, el llanto va aún más allá y puede realmente sorprender y desesperar a la madre que no sabrá cómo actuar ni cómo calmar a su pequeño.

La opinión general es que estos episodios son provocados por molestias gastrointestinales, gases, alergias o puede ser también por una sobrecarga de estímulos, etc.

De todos modos, siempre habrá que descartar alguna enfermedad o problema de salud subyacente, y comprobar que la lactancia y demás cuidados sean los adecuados, ya que también podrían ser desencadenantes del llanto.

Posibles soluciones

Se han encontrado casos de cólicos del lactante provocados por alergias alimentarias, o bien a la leche materna o a las proteínas de la leche de vaca, incluso provocada por los lácteos como parte de la alimentación de la madre. En estos casos, los episodios han desaparecido tras la supresión de este producto en la dieta de la mujer.

En caso de que la sensibilidad alimentaria ser directa, es decir, por consumo del mismo bebé, habría entonces que suplantar este leche animal por fórmulas especiales diseñadas para la alimentación de lactantes.

De todas formas, habrá siempre que estudiar la situación con el pediatra, quien hará las evaluaciones necesarias y hará un seguimiento del caso particular del niño.

Otras causas frecuentes del cólico del lactante tienen que ver con aspectos psicológicos, y pueden estar vinculados con la ansiedad materna y otros trastornos que pueden llegar a influenciar sobre el comportamiento del pequeño.

Deberás asimismo asegurarte de que las necesidades básicas, las características del entorno y la atención materna son las correctas y necesarias para el buen estado y desarrollo de tu bebé.

Finalmente, evita siempre:

*Sacudir al niño o gritarle, ya que lo único que lograrás es exacerbar su ansiedad y llanto.

Consulta siempre con el profesional ante cualquier problema que percibas en tu hijo, y recuerda que el amor, la atención y la protección de su madre son los pilares para una buena salud del bebé.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz