Diez puntos cardinales para una mejor salud

Realmente nos pareció interesante difundir esta serie de pautas que especialistas recomiendan para transcurrir nuestra vida con una salud envidiable. Si bien ya sabemos cuales son las actividades que mejor nos hacen sentir, reforzarlas con los diez mandatos para una buena salud no está demás.

Primero debemos reconocer y ser sinceros con nosotros mismos, ya que sabemos en qué estamos fallando a la hora de comer o hacer ejercicios. Tenemos la certeza del significado de lo saludable, aunque muchas veces cometamos excesos o errores de los que, a la larga, nos arrepentimos.

Por otro lado, es muy importante saber que la educación y la salud son los puntos claves que llevan a una sociedad sana y, por lo tanto, a una mejor calidad de vida de cada integrante de ésta.

Entonces, ahora conoceremos cuáles son estos mandatos, que si bien tienen sus años de haber sido escritos, aún conservan cierta veracidad sobre las pautas de salud comunitarias actuales.

1- Las buenas costumbres higiénicas: horas regulares de sueño

, postura correcta y ejercicios adecuados.

2- Alimentos: conocer las cantidades y proporciones indispensables para la nutrición del cuerpo.

3- Conocer nuestra mente: conocer el estado mental normal y las variaciones de ésta.

4- Instinto sexual: conocer cada etapa del desarrollo, sus expresiones normales y las consecuencias tanto positivas como negativas de estas acciones.

5- Conocimiento adecuado de factores de infección: qué causas la determinan y cuáles son los principios de inmunización artificial.

6- Conocimiento de causas y prevención de enfermedades: en relación con las dolencias degenerativas que aparecen con la edad.

7- Preparado para resistir el medio ambiente: se trata de los problemas actuales relacionados con el calentamiento global, pero se dirigen a la posibilidad de contaminación de alimentos que consumimos a diario como el agua, los gases peligrosos de algunas industrias, los suelos…

8- Examen médico y dental: entender la importancia de su realización frecuente.

9- Elegir médico y dentista: tener un médico de cabecera que demuestre un verdadero interés por tu salud, además, recordar que la medicina se funda en la ciencia y no en el misterio.

10- Conocer a tus pares: informarse y comprender los hábitos de salud de la sociedad en la que se vive para poder enfrentarlos adecuadamente.

De esta manera, entendemos que la mejora de nuestra salud no tiene sólo un objetivo personal, sino que va de la mano del conocimiento de nuestro contexto y de la predisposición para aprender a desenvolvernos ante obstáculos colectivos.

Vía:

Scielo

Compartir en Google Plus

Acerca de Daniela Deicas

Comunicadora social, periodista, trabajadora en varios rubros, redactora por naturaleza... Siempre buscando más, de eso se trata.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz