Dieta personalizada, adelgaza con salud

Manzana para diabéticos


La pérdida de peso es algo que preocupa a mucha gente en la actualidad, la obsesión por la imagen se ha convertido en un tema capital en la sociedad actual. El no gozar de una buena imagen y de un peso que se adapte a los cánones de belleza establecidos puede generar perjuicios del tipo laboral o social relevantes.

Es importante combatir  esta  tendencia, no es de recibo discriminar a las personas por su aspecto físico, es mucho más crucial introducir hábitos de consumo responsable y saludable que permitan que los ciudadanos alcancen un estado de salud oportuno y una dieta equilibrada.

De lo contrario, el resultado será seguir explotando las ideas presentes en la actualidad. Otro aspecto que refleja el estado actual de la obsesión por perder peso es la cantidad ingente de dietas de diferentes tipos presentes en internet. Dietas en muchos casos poco equilibradas y que pueden llegar a poner en riesgo la salud.

La alimentación es una parte vital de la salud, de hecho muchos seguros de salud incluyen servicios de nutrición y endocrinología que estudian los aspectos relacionados con la alimentación y la dieta de sus clientes.

Dieta personalizada y equilibrada frente a dietas tipo

Mucha gente sigue asociando el concepto dieta con la pérdida de peso, eso es un error. El concepto dieta hace referencia a un régimen alimenticio particular que se establece para conseguir una serie de objetivos. En algunos casos puede ser la pérdida de peso, pero en otros por ejemplo puede ser engordar de manera saludable, conseguir una mejor forma física, etc.

En el caso de las dietas para perder peso, todos los organismos internacionales de salud coinciden en que el objetivo debe ser perder peso de manera progresiva y saludable, para evitar el efecto rebote. Eso se consigue mediante dietas que sean equilibradas y personalizadas, pues cada organismo responde de manera diferente.

A la hora de establecer una dieta personalizada, es importante conocer de manera exhaustiva las condiciones y características del cliente: su entorno laboral, familiar, ambiental, su estado de salud, sus gustos alimenticios, etc.

Otro elemento importante de este tipo de dietas es que estén compuestas en su mayoría por alimentos naturales, de cercanía y de temporada, y que incluyan todos los nutrientes en una cantidad suficiente, intentando reproducir los esquemas que aparecen en las pirámides alimenticias. Por supuesto, es fundamental acompañar los hábitos alimenticios con la práctica de ejercicio físico de manera periódica.

Compartir en Google Plus

Acerca de Paula Palacios

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz