Cuida tus riñones con estas dos infusiones

hierbas infusiones

La prevención es clave, y en cualquier aspecto de nuestro organismo y salud: en este caso, te contamos sobre dos infusiones fáciles de preparar para mejorar el funcionamiento de nuestros riñones y evitar la insuficiencia renal.

De todos modos, recuerda que esencial será una sabia elección de los alimentos, así como evitar el sedentarismo y cuidar la salud desde todo aspecto, evitando malos hábitos como el abuso de las bebidas alcohólicas o el cigarrillo.

Infusión de manzana y canela

La canela tiene varios beneficios: está recomendada tanto para pacientes con diabetes como para personas que tengan niveles de creatinina por encima de lo normal. Además, ayuda a regular el nivel de azúcar en sangre y prevenir problemas renales.

Tanto esta especia como la manzana tienen la capacidad de mejorar la filtración de los riñones, lo que propicia la eliminación de toxinas, los desechos y el exceso de creatinina.

Para hacer esta infusión se utilizará la piel de la manzana, rica en ácido málico, cistina y arginina, sustancias que ayudan a prevenir la obesidad, el ácido úrico y cualquier dolencia vinculada con los riñones.

Qué necesitas: 1 ramita de canela (3 gramos), la cáscara de una manzana, un vaso de agua (200 ml) y una cucharada de miel (25 gramos).

Preparación: primero, deberás limpiar bien la piel de la manzana, luego, lleva a hervir el vaso de agua y añade tanto la canela como la cáscara de la fruta, deja que cuezan unos 15 minutos. Luego, deja reposar diez minutos y sirve. Puedes endulzar con una cucharada de miel.

Se puede tomar una taza en el desayuno, o bien por las tardes.

Infusión de perejil

Aunque es posible que el sabor no sea muy agradable, se trata de una de las plantas más beneficiosas para cuidar la función renal: es diurética, depurativa y ayuda a disolver la arenilla que puede luego llevar a cálculos renales. Como ventaja extra, al ser rico en vitamina C, fortalece las defensas naturales del organismo.

Qué necesitas: una cucharada de perejil seco (10 gramos), y dos vasos de agua (400 ml).

Preparación: pon el agua a hervir y añade la cuchara de perejil seco cuando rompa el hervor, deja que se haga la infusión durante unos 15 o 20 minutos.

Después dejas que repose unos 15 minutos, cuelas y separas solo el líquido. Se aconseja tomar un vaso en ayunas, y otro después de la comida principal. Sigue el tratamiento durante cinco días seguidos, una vez al mes.

 

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz