Comer menos carnes, también para el bien del planeta

vaca_viva

Sólo faltan días para que se celebre la tan mentada reunión de Copenhague , la Cumbre Mundial sobre el Cambio Climático, que esperamos finalice con resultados positivos, ya que es hora de tomar decisiones en pos del planeta, antes que sea demasiado tarde.

Mientras tanto, un grupo de investigadores británicos y australianos han realizado un trabajo en el que encontraron otro buen motivo para no comer carne y dejar los animales vivos en el campo: recortar la producción y el consumo de carnes en un 30 por ciento ayudaría también a reducir las emisiones de dióxido de carbono (CO2), con lo cual también se mejoraría la salud de los habitantes (menos carnes= mejor salud).

El estudio salió publicado en la revista especializada “The Lancet“, en un sector dedicado especialmente al clima y las consecuencias de su alteración sobre la salud, con motivo precisamente de la Cumbre del Clima que tendrá lugar en diciembre en Copenhague (Dinamarca).

Además, de la urgente reducción de la dependencia de los combustibles fósiles, también pueden tomarse otras medidas en beneficios  del medio ambiente: una de ellas es, según estos científicos, la de reducir un 30 por ciento la producción ganadera y el consumo de productos cárnicos, ya que además de lograr “beneficios sustanciales para la salud de la población” también disminuiría las emisiones contaminantes.

Los investigadores detectaron que reducir la ingesta de grasas saturadas de origen animal en la población adulta de Reino Unido, disminuiría en un 17 por ciento las muertes prematuras por enfermedades cardíacas, o dicho de otro modo, evitaría unas 18.000 muertes prematuras anuales.

Pero aún más, según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), el 18 por ciento de las emisiones de gases de efecto invernadero proceden de la producción de carne.

De este modo, los expertos consideraron “necesaria” una acción global para maximizar los beneficios de un recorte en la producción y consumo de carne. Las mayores ventajas medioambientales en este sentido podrán “aplicarse en aquellos países que actualmente tienen niveles de producción altos”.

Vía Europapress.es

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz