Cistitis y arándanos rojos

aranadnosrojos

Son muchas las mujeres que suelen sufrir de cistitis luego de tener relaciones sexuales. Se trata de una afección muy molesta que, en la mayoría de los casos, hay que tratar luego con antibióticos.

Pues bien, un reciente estudio español ha demostrado que el arándano rojo puede ser igual de efectivo para tratar esta infección urinaria que afecta en mayor medida a mujeres de entre 20 y 60 años. Vale mencionar, sin embargo, que el origen de la cistitis es diverso y que puede deberse a varios factores como el frío y humedad, el estreñimiento crónico, retención urinaria o incluso a un mal uso de antibióticos.

Según las investigaciones realizadas por expertos de los hospitales Quirón y General Universitaria de Valencia, un tratamiento de seis meses con un complemento de arándano rojo pudo reducir las infecciones sintomáticas hasta en poco más de un 90 por ciento.

El 37 por ciento de las mujeres sufre al menos un episodio de cistitis en su vida, y cerca del 20 por ciento de ellas vuelve a padecerlo por “una mala curación de la infección, resistencia a los antibióticos o pobres hábitos de higiene“, según se destacó en el trabajo. Aún más, cerca del 12 por ciento de las féminas la sufre de forma recurrente, con más de dos episodios al año.

Con respecto a los arándanos rojos, se especificó que sus beneficios radicarían en las proantocianidinas, un grupo de compuestos polifenólicos presente en la mayoría de las plantas, en especial, en algunos frutos, como los arándanos.

Estos compuestos dificultarían la adhesión de la Escherichia coli (principal causante de las infecciones urinarias) a las paredes de las vías urinarias, por lo que ayudaría a deshacerse del problema, según se explicó.

La dosis óptima de proantocianidinas para prevenir la cistitis sería de 118 miligramos por día, de acuerdo a lo publicado en BMC Urology. Con esta proporción se conseguiría reducir en un 75 por ciento el número de infecciones tras 3 meses de ingesta, y hasta un 93 por ciento, seis meses después.

Los expertos aludieron también a que uno de los problemas del tratamiento de la cistitis es la resistencia bacteriana a los antibióticos que va en aumento según diferentes estudios. “Esto se debe al mal uso que suele hacerse de este tipo de medicamentos con lo que muchas pacientes, a la hora de tratar sus infecciones de orina, buscan nuevos métodos, incluso para la prevención“.

Pero a diferencia de los antibióticos, el arándano rojo americano no produce efectos secundarios de consideración y puede tomarse durante largos periodos, tanto para la prevención como para el tratamiento, sin riesgo. En el último caso incluso puede tomarse en combinación con los antibióticos.

Sin embargo, para garantizar su eficacia y seguridad “es imprescindible que sean dispensados con el consejo de un profesional como ocurre en las oficinas de farmacia, y que los preparados se presenten en una forma farmacéutica que facilite la dosificación como cápsulas, comprimidos o sobres“, advirtió por su parte la profesora de Farmacología de la Universidad Complutense de Madrid y vicepresidenta de INFITO, Teresa Ortega.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz