Canas, causas principales que las provocan

Causas de las canas

A todos nos llega un momento en la vida en el cual comenzamos a ver que tenemos canas en el pelo. No tenemos que agobiarnos debido a que haya ocurrido, puesto que se puede deber a mil motivos distintos. En realidad hay personas que quizá son 10 años más jóvenes que nosotros y que ya tienen una importante cantidad de canas en su cabello. ¿Pero cuáles son las causas específicas que las provocan? ¿a qué le debemos una mirada o pensamiento con odio cada vez que veamos que nos ha salido una cana? Hay distintas opciones que vamos a repasar y seguro que luego vosotros podéis llegar a la conclusión de cuál es vuestro problema específico.

Canas debido a la edad

No hay duda de que el motivo más estandarizado es la edad. Entendemos como algo natural que si nos han salido canas es porque ya tenemos cierta edad y ha sido algo que ha llegado de manera inevitable. El paso del tiempo se refleja de distintas maneras en nuestro cuerpo y esta es una de ellas. Si tuviéramos que elegir, por otro lado, también es una de las mejores formas de ver el tiempo, mucho mejor que las arrugas, dónde va a parar. Al fin y al cabo las canas se pueden ocultar con facilidad o incluso las podemos adoptar para partir de un estilo de cabello más interesante y acorde a las últimas modas. Por lo tanto llegamos a la conclusión de que esta causa no la podemos evitar, algo contrario a lo que ocurrirá con las que seguiremos viendo a continuación.

La mala alimentación

Cuando somos jóvenes nadie conseguirá que nos preocupemos de nuestros hábitos alimenticios pensando en si serán buenos o malos para partes de nuestro cuerpo tan aparentemente poco relacionadas como el pelo. ¿De verdad tengo que pensar en mi cabello cuando decido si comer una cosa u otra? Pues lo cierto es que sí. Lo más importante en este sentido es que nos aseguremos de que nuestro cabello sigue trabajando tal y como lo hacía en nuestra juventud y eso implica que tiene que generar una gran cantidad de melanina. ¿Pero cómo conseguirlo? El truco está en introducir en nuestro organismo alimentos que estén cargados de hierro, cobre y zinc, dado que estos antioxidantes son fundamentales para que el proceso se pueda llevar a cabo. También habrá que dar apoyo y reforzar la ingesta de alimentos que destaquen sobre todo en dos tipos de vitamina específicas: la B2 y la B1.

El estrés

Junto a la alimentación el estrés es otro de los factores que podemos controlar para asegurarnos de que tenemos controlado todo aquello que puede producir que aparezcan canas en nuestro pelo. Lo cierto es que si hablamos de problemas con los que nos podemos encontrar en nuestro organismo el estrés es causante de una gran cantidad de ellos. Por eso es por lo que hay que tratar de eliminarlo de un golpe, mandarlo muy lejos e intentar que no tenga presencia en nuestro organismo en ningún momento. Esto se aplica desde a los momentos en los que vivimos situaciones de gran estrés que terminan pasándose hasta los casos de personas que viven constantemente en una nube de estrés que conduce su vida. La aparición de canas se puede deber al estrés y esto también es responsable de la caída del cabello en momentos previos a cuando debería ocurrir.

Caída del pelo

Cuestiones de herencia

Desgraciadamente aunque todo lo anterior lo podemos controlar para regularlo y que no ocurra, no pasa lo mismo con las cuestiones de herencia. Porque que vayamos a tener canas es algo que está escrito en el código genético y que nos han proporcionado nuestros propios padres. Es recomendable hablar con nuestros padres y saber en qué momento de la vida comenzaron ellos a tener canas. Todo lo anterior y otras causas puede influir en que las tengamos antes o después, pero librarnos de ellas será virtualmente imposible.

Más motivos

La cuestión es que, como estamos viendo, las canas aparecen de forma demasiado frecuente y hay muchos factores que las pueden impulsar para que se generen de forma más acelerada. Algunos factores que no hemos mencionado pasan a ser obvios debido a que también afectan a otras zonas de nuestro cuerpo. Por ejemplo, el exceso de alcohol también es un aspecto que afecta a la aparición de canas, dado que se está empobreciendo la salud del cabello.

Lo mismo ocurre con el consumo de tabaco, que puede llevar a que esta condición del pelo se deteriore de forma significativa. Y no hay que olvidar la importancia que tiene lavarnos el pelo de manera adecuada, siguiendo unas recomendaciones en base a nuestro tipo de pelo y no descuidando su cuidado. Son técnicas, consejos e ideas que nos ayudarán a que consigamos de forma absoluta que las canas se mantengan a raya y que podamos retrasar su aparición lo máximo posible.

Compartir en Google Plus

Acerca de Flor Milano

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz