Buenos hábitos de vida pueden sumar entre 8 y 15 años de vida, según estudio

Los buenos hábitos tienen su positiva influencia no sólo en la calidad de vida, sino también en la cantidad:  según un estudio realizado por especialistas de la Universidad de Maastricht, en los Países Bajos, las mujeres con buenas prácticas y hábitos de vida pueden vivir hasta unos 15 años más que sus pares con malos hábitos, mientras que los hombres, unos 8,5 años más.

Según explicaron los autores, esto se debe a cuatro rutinas básicas y muy saludables: el no fumar, el hacer actividad física al menos unos 30 minutos por día, una alimentación sana y equilibrado, y el mantenerse dentro del peso corporal normal.

Este estudio sugiere que la adherencia a cuatro factores de vida saludables puede reducir sustancialmente la mortalidad prematura en los hombres y en las mujeres”, afirmó por su parte uno de los autores del informe, Author Piet van den Brandt. Las conclusiones del trabajo salieron recientemente publicadas en la revista científica “American Journal of Clinical Nutrition“.

Para llegar a esta conclusión, los investigadores trabajaron con un total de 120.852 personas, de una edad comprendida entre 55 y 69 años, sobre los cuales se evaluaron estos cuatro hábitos saludables, su salud real y su riesgo de muerte.

En primer lugar, se pudo constatar una clara asociación entre los hábitos saludables de vida y la mayor expectativa de vida, tanto en los hombres como en las mujeres. Tal fue así, que de hecho se observó una media de 15 años más de vida para las féminas, y de 8,5 años para los hombres.

En cuanto a la alimentación, la dieta mediterránea resultó ser particularmente beneficiosa para las mujeres: esta alimentación caracterizada por una mayor consumo de vegetales y frutas, legumbres y frutos secos, y menor de carnes rojas, tiene múltiples beneficios sobre la salud.

Las mujeres con un estilo de vida menos adecuado mostraron un riesgo de muerte cuatro veces mayor que sus colegas más saludables: de hecho, las que llevaban una vida lo más perjudicial posible, presentaban posibilidad de morir hasta unos 15,1 años antes que sus colegas más conscientes.

Finalmente en el caso de los hombres el riesgo de muerte fue 2,5 veces más alto en los menos disciplinados, de manera que estos voluntarios poco saludables presentaron un peligro de fallecer similar al de los varones 8,4 años mayores.

Compartir en Google Plus
Periodista general recibida en TEA Mar del Plata, en el año 2005, con promedio distinguido.Actualmente soy editora de contenidos para las redes de Bitablog y Smallsquid. También he escrito para otras, como el Sobre de los Blogs. Desde mis inicios, me ha atraído todo la relacionado con Internet y los medios digitales, así como el mundo de la salud y el bienestar, del turismo y los viajes, la comunicación y la cultura en general.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz