Bebidas muy calientes, precauciones ante el cáncer

bebidas muy calientes, té

La OMS siempre nos trae malas noticias cuando se proclama respecto a algo inesperado. En este caso han decidido hablar acerca de los últimos descubrimientos realizados sobre las bebidas muy calientes. Nunca nos habíamos planteado que este tipo de bebidas podrían significar un problema para nuestra salud, aunque sabemos que los excesos de cualquier sustancia nunca son recomendables. Ahora desde la OMS avisan de que este tipo de bebidas puede conducir a que suframos cáncer de esófago. ¿Quiere decir eso que deberíamos abandonar el café y el té de forma automática debido a ello? Lo vamos a hablar en profundidad para llegar a las conclusiones que ha querido dar a conocer el equipo de la Organización Mundial de la Salud.

Bebidas muy calientes, veamos qué ocurre

La buena noticia, y siempre nos gusta ver el lado bueno de las cosas, es que si hasta ahora había dudas acerca de si alguna bebida caliente era cancerígena ahora se desvela que el problema no es de las bebidas, sino de la temperatura. O dicho de otra manera… podéis beber todo el café frío que queráis. Los resultados han salido de la mano de la IARC (Agencia Internacional de Investigación sobre el Cáncer), donde han tenido a más de veinte científicos trabajando para esclarecer la información que se había obtenido con anterioridad. Han conseguido liberar así de la culpa al café y el mate, por ejemplo, pero como consecuencia han acabado introduciendo en la lista de “enemigos” a todas las bebidas calientes. Por ahora son datos que se tienen que tomar en serio, pero con cierta perspectiva, dado que los propios científicos avisan de que las evidencias a las que han tenido acceso son limitadas. El cáncer que se puede llegar a sufrir es el de esófago, debido al paso de la bebida por esta parte del cuerpo.

Para conseguir llegar a una conclusión sobre esta investigación se han tenido en cuenta los hábitos que existen en culturas de países específicos, como Irán o China, donde es frecuente el consumo de bebidas calientes como el mate o el té. En estos países es muy frecuente que los niveles de temperatura sean excesivamente altos, pasando por encima de los 70 grados centígrados en algunos de los casos.

Todo hay que verlo en perspectiva

No pensemos ahora, no obstante, que las bebidas calientes se transforman en el principal condicionante para que terminemos sufriendo cáncer de esófago. Hay peores hábitos que podemos tener, como es fumar o beber alcohol, costumbres que siguen estando en lo más alto en cuanto a los factores de riesgo. Por otro lado, es importante que tengamos en cuenta que la temperatura a la cual comienza a producirse un mayor riesgo de sufrir cáncer de esófago está lejos de la cual se estila en nuestro país. Si bien la costumbre en China, Sudamérica o Irán se encuentra en los mencionados 70 grados, en nuestras fronteras la tradición es que la temperatura de las bebidas calientes se establezca en un máximo de 50 grados. No solo eso, sino que suele ser bastante frecuente que este nivel de temperatura se mantenga a unos 40 grados, especialmente si no nos bebemos la bebida en cuestión recién preparada.

bebidas muy calientes y café

Esto es lo que produce que el cáncer de esófago sea mucho más frecuente en Asia y otras zonas del mundo que en nuestro país. Los resultados proporcionados por la SEOM (Sociedad Española de Oncología Médica) desvelan que en España se producen alrededor de 2000 casos de cáncer de esófago cada año. La cifra es mucho más reducida a la que se registra en otras zonas del mundo. Además, es complicado llegar a saber cuántos de estos casos detectados en nuestro país se producen debido a las bebidas calientes y cuáles están relacionados con el tabaco, el alcohol o con una combinación de estos dos consumos no recomendables.

Café, quedas liberado

El café había estado detenido en prisión preventiva durante mucho tiempo, porque se pensaba que provocaba cáncer. Es una bebida muy común, una de las más extendidas junto al agua en los hábitos de personas de todo el mundo. Por eso se habían realizado esfuerzos significativos para intentar determinar finalmente si supone un riesgo o no. Y al final se ha llegado a la conclusión de que no hay riesgo con el cáncer. Y en realidad, el estudio en profundidad que se ha realizado ha terminado convirtiéndola en una bebida recomendada. Las personas que beben café tienen una vida más larga según los registros, siendo además muy efectiva para reducir dos tipos de cáncer distintos: el de útero y el hepático. Lo que sí es malo es el café muy caliente, así como cualquier otra bebida a esta temperatura. Por otro lado, el mate también queda libre de sospecha siempre que se tome a una temperatura reducida. Ahora sabemos que las bebidas muy calientes sí nos deberían preocupar, pero recordemos que solo cuando el volumen de calor llega a los 70 grados centígrados. ¡Y todos a beber café!

Compartir en Google Plus

Acerca de Flor Milano

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz