Ataques de pánico: ¿Cómo prevenirlos?

Ataques de pánico: ¿Cómo prevenirlos? 1

Los ataques de pánico son una sensación repentina e intensa de miedo en donde las personas pueden sentir que tienen el control perdido y se sienten desesperadas pro salir de la situación que ha desencadenado su ansiedad.

Los síntomas de ataques de pánico incluyen respiración rápida, sensación de ahogo, transpiración, sentirse muy caliente o frio, sensación de malestar, sensación de desmayo o mareo, hormigueo, escalofríos o temblores, y palpitaciones o ritmo cardiaco irregular. El problema puede empeorar si el exceso de respiración provoca sensaciones tales como confusión, calambres, dolores y sensación de debilidad. Los síntomas de un ataque de pánico severo pueden ser muy similares a un ataque al corazón y alguien que está experimentando uno, puede estar convencido de que va a morir.

Para alguien que está teniendo un ataque de pánico una actividad que otras personas consideran sencillas puede parecer imposible. Y para aquellos ataques que son recurrentes y frecuentes el diagnostico y el tratamiento adecuado es una necesidad, estos si no se tratan pueden tomar un pasaje emocional así como la salud física.

Por otro lado, también existen unas técnicas sencillas que pueden ayudar entre las cuales se destacan la respiración lenta, en la que se puede poner fin a un ataque de pánico ya que cuando mas oxigeno entra en el cuerpo tiene un efecto cambiante sobre la mente y el cuerpo y que esto se basa en la respiración profunda por la nariz y exhalar por la boca, hasta que la persona se sienta relajado y calmado, además la práctica de ejercicios de respiración y técnicas cada día puede ayudar a prevenir los ataques de pánico. Además, un baño o una ducha caliente pueden ayudar a proporcionar alivio inmediato de un ataque de pánico, como así también otras técnicas como masajes en el cuerpo, té de manzanilla y el té verde.

Compartir en Google Plus

Acerca de Rocio Sollier

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz