Añade proteínas a tu desayuno para bajar de peso (parte I)

desayuno-proteínas

Quizás pienses que es contradictorio el título con el cual presentamos este artículo. Sin embargo, está demostrado que si consumes cantidades importantes de proteínas en tu desayuno, no sólo tendrás la energía necesaria para realizar todas tu actividades cotidianas, sino que lograrás bajar de peso.

En este artículo te vamos a contar porqué puedes perder kilos demás si agregas alimentos con proteínas en tu desayuno.

Muchas personas se saltean el desayuno y hacen un de ésto un hábito alimentario, que tiene consecuencias negativas en su cuerpo. Es más común ver que los adolescentes lo hagan; y sobre todo las chicas, que pretenden con ello controlar el aumento de peso.

Se ha demostrado que el ayuno está asociado a la obesidad, porque la primera comida del día es fundamental para aportar la energía que necesitan los órganos para desempeñar sus funciones vitales.

Por otro lado, el tipo de alimentos que se eligen influye en la sensación de vitalidad y en el comportamiento posterior. Entonces, si se incluyen alimentos ricos en proteínas en el desayuno, se generan efectos en la regulación del apetito.

Efectos del consumo de proteínas en el desayuno

60558_473039162768337_1198379941_n

Estos efectos se consiguen a distintos niveles:

• en las señales del apetito,

• en la secreción de hormonas que regulan el hambre y la saciedad,

• en los nervios que controlan la regulación de la ingesta de energía.

El estudio que lo confirma

Así lo confirma un ensayo firmado por el Departamento de Nutrición y Fisiología de la Universidad norteamericana de Missouri. Los participantes -adolescentes- consumieron desayunos con el mismo aporte energético (350Kcal) pero con una distinta distribución de macronutrientes.

Por un lado: 15% de proteínas, 65% de hidratos de carbono y 20% de grasa en los desayunos control .

Por otro lado: frente a 40% de proteínas, 40% de carbohidratos y 20% de grasa.

Resultados de este estudio

Los resultados de este estudio coinciden en que tomar un desayuno con más aporte de proteínas altera de manera beneficiosa las señales de apetito y la regulación de la ingesta.

De esta manera, se produce una disminución del apetito, aumento de la saciedad a lo largo de la mañana y un incremento en la percepción de plenitud durante el día.

Otros resultados

También se demostró que un desayuno con más proteínas genera menor apetencia de alimentos ricos en grasas y azúcares y una menor ingesta de bocadillos por la tarde, sobre todo de alimentos ricos en grasas

Todos estos datos se presentan en comparación con los grupos omiten el desayuno o eligen uno con menor aporte proteico.

Vía: consumer.es

Compartir en Google Plus

Acerca de Daniela Deicas

Comunicadora social, periodista, trabajadora en varios rubros, redactora por naturaleza... Siempre buscando más, de eso se trata.

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz