Aliviar la alergia: consejos que te vendrán muy bien

Consejos para aliviar la alergia

La primavera nos trae tantas cosas buenas que a veces nos olvidamos de las malas. Comenzamos a notar que en el ambiente se respira felicidad. La gente se ha olvidado de lo mal que se pasa con el frío del invierno y están comenzando a dejar ropa en casa. Se cambian los armarios, vemos cómo las flores comienzan a llenar las calles… todo parece propio de un cuento de hadas. El problema, un gran problema, es que todas estas cosas bonitas también están acompañadas por algo no tan bonito. Algo que conocemos en términos generales como alergia y que a cada vez más personas las persigue provocándoles efectos muy adversos desde el momento en el que comienza esta temporada. Por eso hoy vamos a contaros cómo aliviar la alergia por medio de una serie de consejos que todos podéis poner en práctica mientras cruzáis los dedos para que llueva y que así el efecto del polen sobre vosotros sea un poco inferior (a nadie le gusta que llueva, pero en este caso está justificado).

Aliviar la alergia desde la base

Comenzamos con los consejos más básicos que quizá alguna vez olvidáis. Por ejemplo, tenéis que estar muy alerta durante las mañanas. Por la mañana es cuando nuestros amigos los árboles tienen la costumbre de liberar todo el polen que tienen acumulado. Se producen los peores momentos para los alérgicos. Si somos de los que entrenan en la calle al aire libre o en un parque, más vale que tengáis cuidado por las mañanas, puesto que podéis veros en situaciones muy molestas. En lugar de eso lo que os recomendamos es salir por la tarde, después del mediodía, cuando el ambiente sea un poco más agradable para vosotros. Así podréis luchar contra la alergia de una manera muy adecuada. Y en relación a esto, también os pedimos que hagáis una cosa después de llegar a casa tras la sesión de deporte: que os cambiéis la ropa y os deis una ducha.

Esto parece básico, porque obviamente nadie se queda en casa con la ropa que ha usado para hacer deporte, pero a veces nos ponemos a hacer otras cosas y nos olvidamos. No podemos olvidarlo, porque el polen es muy maligno y lo que hace es quedarse pegado en nuestra ropa o incluso en el pelo si lo tenemos largo. Por eso nada más llegar a casa debemos meternos en la ducha y echar la ropa a lavar, evitando así que el polen pueda seguir afectándonos.

Estornudos y aliviar la alergia

La alimentación también ayuda

Entre los alivios para la alergia también se encuentra la alimentación de la cual disfrutemos. Es positivo que intentemos evitar la ingesta de ácido oleico, que se encuentra en una serie determinada de alimentos que debemos no comer en gran cantidad durante un tiempo. Hay que evitar principalmente los lácteos y la carne de vaca, pero podemos introducir una mayor cantidad de pollo, algo que tampoco nos va nada mal. No decimos que debáis apartar estos dos grupos de alimentos, sino que es bueno que reduzcáis la cantidad. Eso os permitirá reducir la fuerza con la que la alergia se introduce en vuestro organismo. En contraposición a esto hay que tomar la costumbre de introducir en la dieta un tipo de suplemento formado en base al aceite de pescado. Es algo que no notaremos físicamente, pero que sí afectará al interior del organismo. Y también recomendamos la cúrcuma, de la cual ya hemos hablado en otras ocasiones. Con ella podréis notar cómo los síntomas de la alergia desaparecen de forma significativa.

Otros consejos a tener en cuenta

No nos olvidemos nunca de irrigar la nariz de una manera habitual. Lo podemos hacer mediante el uso de una solución de tipo salino que nos darán en cualquier farmacia. Si hacemos esto veremos que nos encontraremos mucho mejor y que no sufriremos tanto con estornudos constantes. Esto lo podemos hacer varias veces al día para mantener controlados los síntomas habituales de la alergia. Así mismo, os recomendamos mantener la casa higienizada, eliminando todo el polvo y acabando con los ácaros que podamos tener a nuestro alrededor. Los efectos de la alergia se pueden agravar mucho por este tipo de cosas aparentemente pequeñas que son de fácil solución si le ponemos un poco de empeño.

¿En el caso de que todo esto no funcione y que sigas con problemas por la alergia? ¿Has pensado que quizá sea un buen momento para irte de vacaciones? Si vivimos en una zona con muchas plantas alrededor, la playa será una mejor opción, puesto que cerca del mar los síntomas de la alergia son menores. Si pasamos la peor racha de la alergia alejados del problema que la desencadena seguro que nos encontramos mejor y que no tenemos que sufrir sus muchos problemas derivados. Y en cualquier caso, siempre podéis recurrir a una terapia completa para aliviar la alergia que incluya todos los consejos que os hemos dado. ¡Mucha suerte!

Compartir en Google Plus

Acerca de Flor Milano

Deja una Respuesta

¡Sé el primero en comentar!

avatar

wpDiscuz